El 22 de julio pasado, la ministra de Educación Marcela Cubillos indicó que se había iniciado “el proceso de revocación del Premio Nacional de Educación que se otorgó el año 1995 al señor Hugo Montes, por haberse tomado conocimiento de denuncias públicas de hechos que se le atribuyen y que constan en diversas investigaciones, que son contrarios a los principios que inspiran este reconocimiento por parte del Estado”.

De esta forma, a través de su cuenta personal de Twitter, la secretaria de Estado aseguró que “hace algunos minutos ingresamos a Contraloría el decreto que revoca el Premio Nacional de Ciencias de la Educación 1995 a Hugo Montes Brunet”.

Hugo Montes fue denunciado públicamente por presuntos abusos a menores. El 9 de julio pasado, el abogado que representa a los exalumnos del colegio San Esteban, Juan Pablo Hermosilla, presentó una querella ante el 4° Juzgado de Garantía de Santiago contra todos quienes resulten responsables por eventual encubrimiento de abusos. La acción legal fue presentada luego de que en junio de 2018 el entonces fiscal regional de O´Higgins, Emiliano Arias, allanara el Arzobispado de Santiago e incautara alrededor de 40 expedientes de sacerdotes y religiosos involucrados en presuntos actos de abusos.

En cuanto al premio, de acuerdo al acta del jurado de 1995, se otorgó el galardón a Montes luego de considerar “sus destacadas condiciones personales y su definida adhesión a los más elevados valores lo constituyen en un auténtico maestro, cuya labor ha sido admirada y apreciada por numerosas generaciones de discípulos, a muchos de los cuales ha contribuido a formar en su misma devoción al quehacer educativo”.

/psg