El Pleno de la Corte Suprema aprobó durante este lunes la remoción de los jueces de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Emilio Elgueta y Marcelo Vásquez, quienes se encontraban suspendidos de sus cargos debido a una investigación por eventual tráfico de influencias y faltas a la probidad.

 En la audiencia, la defensa de los magistrados presentaron sus argumentos ante la apertura del cuaderno de remoción, el que se inició luego de la investigación de la ministra Rosa María Maggi.

El vocero del máximo tribunal, Lamberto Cisternas, confirmó que los jueces supremos votaron de forma unánime para remover a Emilio Elgueta. En el caso de Marcelo Vásquez, la salida se definió por 11 votos a favor y siete en contra.

Ambos ministros habían llegado hasta el Tribunal Constitucional (TC) para impedir el proceso de salida del Poder Judicial. Todos los recursos fueron desestimados por aquella instancia.  De hecho Vásquez será formalizado el próximo 4 de octubre por los delitos de tráfico de influencias, incremento patrimonial injustificado y negociación incompatible.

El cuaderno de remoción incluyó inicialmente al juez Marcelo Albornoz, quien se suicidó poco después que se anunciara la medida en su contra. Debido a su fallecimiento fue sobreseído por el máximo tribunal.

/gap