El Presidente Sebastián Piñera se refirió esta mañana al proyecto de 40 horas laborales , presentado por la diputada PC Camila Vallejo, y que en el día de ayer se comenzó a discutir y votar, y que pasó a la Comisión de Trabajo de la Cámara.

El Mandatario indicó que la iniciativa presentada por la parlamentaria no es constitucional y que utilizará todos los instrumentos que tenga a su disponibilidad para que se respete la Constitución. Esto consultado por un posible veto.

“Todo lo que tiene que ver con gasto público es una iniciativa exclusiva del Presidente, no pueden los parlamentarios crearla, imagínese cómo sería el desorden. El proyecto de las diputadas del PC no es constitucional. El Presidente, los senadores y diputados juramos hacer cumplir las leyes, como Presidente voy a cumplir mi juramento, voy a cumplir la Constitución y espero que la Cámara o el Senado no apruebe el proyecto”, precisó.

Agregó además que “cuando los parlamentarios se salen de la Constitución están creando incertidumbre, no me voy a quedar de brazos cruzados y voy a recurrir a todos los instrumentos que estén a mi alcance para que se respete la Constitución”, haciendo clara mención a un posible veto.

Piñera recalcó que el gobierno “presentó hace mucho tiempo y es parte de nuestro programa de gobierno, un proyecto para reducir la jornada laboral porque lo más importante del desarrollo y crecimiento es mejorar la calidad de vida de las personas. El proyecto se hizo en forma razonable, en forma responsable que va a significar reducir la jornada de 45 a 41 horas, pero con flexibilidad y gradualidad. Flexibilidad porque mejora la calidad y evita el impacto sobre empleos y salarios; que las personas puedan adecuar sus tiempos de trabajo a otras necesidades, pero que las empresas también se pueden organizar”.

El Mandatario insistió en que el proyecto de Vallejo significará una pérdida de 200 a 300 mil empleos y una reducción de los salarios.

/psg