Se encuentra retirado de la política, pero su voz se sigue escuchando a la hora de hablar de actualidad latinoamericana. Esta vez, el ex Presidente uruguayo José “Pepe” Mujica se refirió a las elecciones presidenciales argentinas que se celebrarán el próximo 27 de octubre, asegurando que los trasandinos más que a uno de los candidatos en competencia tendrían que elegir “a Mandrake”.

En diálogo con El Destape Radio este lunes, al ex Mandatario se le consultó por el abanderado kirchnerista Alberto Fernández, quien quedó en un mejor pie tras superar por 16 puntos en las primarias al actual Presidente, Mauricio Macri. “Es un viejo conocido, ha estado acá en casa un par de veces. Tiene la ventaja de tener una experiencia importante en el gobierno, y eso es un punto a favor”, dijo sobre el candidato opositor.

“Desde luego, la Argentina tendría que elegir no a Fernández, a Mandrake tendría que elegir. Se precisa un mago, no un político. Pero como va a ser imposible elegir un mago…”, aseguró.

Bromas aparte, Mujica aseguró que, de triunfar, el representante del kirchnerismo “tiene un desafío muy grande. Pero tiene que ser consciente, primero, que con la mejor intención no se cometan errores graves”.

“La Argentina tiene un problema de liquidez rápida. No tendría que pelearse, por lo menos de entrada, con el sector que le puede dar respuesta más rápida, que es la agricultura de grano. Porque eso es lo que le puede traer divisas rápido. Y eso tiene muchos bemoles, yo sé. Pero en la vida hay que tener etapas. Ninguna cosa puede generar recursos más rápido que la agricultura. No se cómo van a combinar eso”, aseguró.

Y al ser consultado sobre el actual Gobierno argentino, el otrora líder del Frente Amplio fue enfático: “Acá (en Uruguay) al principio lo defendían a capa y espada. Ahora nadie es macrista”.

Esto, aseguró, tiene relación con las repercusiones de la crisis económica trasandina, que de cierta forma también ha golpeado a Uruguay. “La crisis argentina primero empobreció a Argentina, y al empobrecerse compra menos y gasta menos. Lógico. Y eso repercute acá. No solo que están endeudados, bajó el PIB, la riqueza global de la Argentina, y en forma considerable”, recalcó.

“Es muy grave lo que ha pasado en la Argentina. Pero también la historia demuestra que el poder de recuperación que tiene la Argentina es fantástico. Yo no tengo la visión pesimista que tienen por ahí los inversores yankis. No. La Argentina ha demostrado mil veces que tiene una capacidad de despilfarrar una fortuna y de volverla a hacer”.

/psg