A seis años del grave accidente de esquí que le cambió la vida, el ex piloto alemán Michael Schumacher ha sido internado en el Hospital Georges-Pompidou de París para someterse a un tratamiento con un médico especialista en insuficiencias cardíacas. La prensa francesa ha difundido algunos detalles sobre lo que fue su ingreso al recinto y del procedimiento al que será sometido.

Michael Schumacher se someterá a un “tratamiento secreto” en un hospital en París
Michael Schumacher se someterá a un “tratamiento secreto” en un hospital en París

El portal de RFI informó que Schumacher, de 50 años, llegó en una ambulancia sobre las 15.40 hora local al centro hospitalario parisino y entró en una camilla cubierto por una manta azul que tapaba completamente su rostro y su cuerpo, rodeado de una decena de personas que formaban parte del dispositivo de seguridad.

Esta martes, el ex piloto de Ferrari será atendido por el cirujano especializado en cirugía coronaria Philippe Menasché, quien aplicará un tratamiento regeneratorio con células madre para obtener un efecto antiinflamatorio en todo el organismo.

Schumacher, de 50 años, fue hospitalizado en París para hacer un tratamiento con células madre (AFP)
Schumacher, de 50 años, fue hospitalizado en París para hacer un tratamiento con células madre

Menasché, de 69 años, quien es “pionero de la terapia celular para curar la insuficiencia cardíaca”, se ha destacado por haber practicado en 2014 un trasplante inédito de células cardíacas embrionarias en una paciente que padecía una insuficiencia cardíaca, según publicó Le Parisien.

Este prestigioso médico experimentó con inyecciones intravenosas de un cóctel de secreciones terapéuticas preparadas en laboratorio a parir de células cardíacas muy jóvenes, que a su vez provenían de células madre especiales, explicó el citado periódico francés.

Michael Schumacher, siete veces campeón mundial de F1, se someterá a un tratamiento secreto (AFP)
Michael Schumacher, siete veces campeón mundial de F1, se someterá a un tratamiento secreto

De esta forma, Schumacher será sometido a perfusiones de células madre que se difunden en su organismo para conseguir una acción antiinflamatoria sistémica en todo el organismo.

De no haber inconvenientes, Schumacher podría abandonar el hospital al día siguiente. Todo el procedimiento será muy hermético, como cada uno de los movimientos que realiza el ex piloto. Cada vez que se ha hospitalizado, se hace en secreto: es generalmente trasladado en helicóptero, lo ingresan bajo falsas identidades y es atendido por equipos médicos reducidos.

El estado de salud de Schumacher es prácticamente una incógnita desde que sufrió daños cerebrales tras un accidente de esquí el 29 de diciembre de 2013 en Méribel. Se espera que en esta ocasión, su familia publique un comunicado oficial para llevar tranquilidad a los fanáticos por el estado de salud del siete veces campeón mundial de F1.

/psg