La historia se repite. Un año más, y en el ya famoso Steve Jobs Theatre, en la sede de la compañía en Cupertino (California), Apple ha revelado sus planes con respecto al más icónico de sus productos. Y esta vez, como el año pasado, no hay un solo iPhone 11, sino tres. Por cierto, ninguno de ellos será 5G. Como en anteriores ocasiones, una avalancha de rumores ha precedido a la presentación oficial. Y como también es habitual, solo algunos de esos rumores han resultado ser ciertos.

Un Tim Cook sonriente subía al escenario y empezaba a desgranar los éxitos de la compañía. Es un capítulo obligado en todas las presentaciones de la marca de la manzana. El primer anuncio de la mañana (de la tarde en España) fue el esperado Apple Arcade, la plataforma de juegos de Apple, que se incorpora a la App Store y que estará disponible a partir del 19 de septiembre. Ahora, al entrar en la tienda de aplicaciones de Apple aparecerá un nuevo icono que nos llevará directamente a Arcade, al que se podrá acceder por suscripción (4,99 dólares al mes, ya veremos en euros) y que, por ahora, contará con 100 juegos de las principales plataformas, como Konami o Capcom.

El siguiente de la lista fue Apple TV+, la plataforma de televisión de Apple de la que este verano tuvimos un avance, en forma de trailers, de tres de sus series exclusivas. Trailers que, según Cook, han visto más de 100 millones de personas. Cook mostró otro trailer, el de See, una espectacular serie postapocalíptica en la que la humanidad se ha quedado ciega. Apple TV+, con la que Apple quiere competir con Netflix o HBO, llegará a principios de noviembre a un precio de 4,99 dólares mensuales. Al comprar un Mac, un iPhone o un iPad, la compañía regalara un año entero de suscripción.

Un nuevo iPad más económico

Y llegamos a uno de los platos fuertes, un nuevo iPad. Fue un rumor de última hora, y al final ha resultado ser cierto. Recordemos que en la pasada conferencia de desarrolladores, Apple ya presentó iPad OS, una versión específica de su sistema operativo, especialmente pensada para sus tabletas.

El nuevo dispositivo, hecho al 100% con aluminio reciclado, incorpora una pantalla Retina de 10,2 pulgadas (mayor que la clásica de 9,7 pulgadas), constituye la séptima generación de iPads. Por supuesto, incluye soporte para el lápiz óptico de la compañía y cuenta con el mismo procesador (el A10) que el modelo de 2018. A pesar de ello, el dispositivo es, según Apple, dos veces más rápido que el de la generación anterior. Se trata, en resumen, de un iPad de gama de entrada, cuyo precio será de 329 dólares y que estará disponible a partir del 30 de septiembre.

Apple Watch, quinta generación

Llega el turno del Apple Watch, el reloj inteligente de la firma, que va ya por su quinta generación. Y que incorpora nuevas mejoras para monitorizar nuestra salud. Apple cuenta, en efecto, con un departamento entero de investigación para la salud, que hará público un estudio, esta vez, sobre la salud cardíaca. Una nueva app, llamada Apple Research, permite (solo en Estados Unidos) darse de alta para compartir los datos en este apartado.

El nuevo reloj de Apple será «always display». Es decir, que su pantalla, mejorada, estará siempre encendida, aunque atenuada. Un nuevo chip de eficiencia energética permite que, a pesar de ello, la batería resista hasta 18 horas de uso intensivo, cinco horas más que la versión actual. El nuevo Apple Watch 5 incorpora también una brújula, que facilitará al usuario datos de localización, y un servicio de llamadas de emergencia internacional, que funcionará en cualquier país. La versión con GPS costará 399 dólares, y 499 con conectividad móvil incluida. Al mismo tiempo, el precio del Apple Watch 3 bajará hasta los 199 dólares.

iPhone 11, diseño continuista

Y por fin, los iPhones, que según Cook son los móviles más populares del mundo, con un índice de satisfacción de usuarios del 99%, «algo sin precedentes en la industria». Empezamos por el iPhone 11, el más básico, que sería el sustituto del actual iPhone XR. El terminal, muy parecido por fuera a los actuales, llegará en seis colores diferentes. La pantalla es retina de 6,1 pulgadas, y el sonido ha sido mejorado con Dolby Atmos.

El nuevo iphone 11 incorpora una doble cámara trasera (el iPhone XR solo tenía una). El sensor principal es de 12 megapíxeles, al que se añade una segunda lente, también de 12 megapíxeles, que es un ultra gran angular, lo que permite un mayor campo de visión. El modo retrato, además, permite ahora fotografiar no solo rostros humanos, sino también a nuestras mascotas. Una novedad que será apreciada por muchos. Y una nueva función, que consiste en mantener presionado el disparador, hace que el teléfono empiece directamente a grabar en vídeo. El terminal incorpora ahora un nuevo modo noche que, según lo mostrado, da unos excelentes resultados con poca luz.

En el apartado de vídeo, se ha añadido la cámara lenta también a la cámara frontal. Apple ha inventado una palabra para ellos, «selfies», que viene de «Slow Motion selfies».

En cuanto al procesador, el iPhone 11 incorpora el nuevo chip de la marca, A13 Bionic, lo que se traduce en una mayor velocidad de procesamiento. Según Apple, es la CPU más rápida jamás fabricada para un smartphone. La batería dura una hora más que la del anterior XR, que ya tenía la batería más duradera jamás hecha por Apple. El precio será de 699 dólares.

iPhone 11 Pro, llega la triple cámara

Y llega el turno de los modelos de gama alta. Lo primero que llama la atención en el nuevo iPhone 11 Pro es su triple cámara trasera, la primera que vemos en un terminal de la marca de la manzana.

El nuevo teléfono llega en dos tamaños, con pantallas de 5,8 y 6,5 pulgadas. Ambas llamadas Super Retina XDR. El nuevo procesador, A13 bionic, es capaz de hacer un billón de operaciones por segundo, e incorpora una unidad de procesamiento neuronal que convierte al teléfono en una «inmejorable plataforma de machine learning». Esto es, Inteligencia Artificial. Con sus 8.500 millones de transistores, un número nunca alcanzado hasta ahora, y sus cuatro núcleos de alta eficiencia, el procesador es capaz de ahorrar batería sin reducir el rendimiento. Los nuevos chips, según la compañía «se podrían incorporar a los Mac», y gracias a ellos la batería dura hasta cuatro horas más que la del actual iPhone Xs y cinco horas más que las del iPhone XS Max.

Los nuevos iPhone Pro tienen las dos mismas cámaras que el iPhone 11, más un teleobjetivo de 52 mm que permite un zoom óptico de x2. Una nueva función, Deep Fusion, combina gracias a la Inteligencia Artificial 9 imágenes simultáneas (8 de ellas antes de que pulsemos el disparador, más una de larga exposición cuando lo hacemos) y las combina para conseguir la mejor toma posible. Algo que, según la compañía, solo es posible gracias al nuevo procesador y que ningún otro móvil es capaz de hacer.

En el apartado de vídeo, la función Filmic Pro es capaz de filmar dos videos a la vez con los diferentes objetivos, cambiando entre ellos como si se tratara de cámaras distintas. Algo, desde luego, nunca visto hasta ahora en un teléfono móvil. Si no utilizamos esa función, una de las cámaras grabará el vídeo y las otras dos calcularán en tiempo real diferentes parámetros (balance de blancias, apertura, enfoque, etc) y lo aplicarán a la lente que está haciendo la filmación.

El nuevo iPhone 11 Pro costará 999 dólares, mientras que el Iphone 11 Pro Max subirá hasta los 1099 dólares. Ambos estarán disponibles a partir del 20 de septiembre.

/psg