En investigación. Así se describe la situación en la que se encuentra ahora el lanzamiento de un encendedor y una bala a la casa de la intendenta de la Región Metropolitana, Karla Rubilar.

El hecho ocurrió anoche, cuando desconocidos dejaron una caja de cartón en el basurero de la vivienda, ubicada al interior de un condominio en la comuna de Lampa. En ese momento, el inmueble sólo contaba con la presencia de la persona a cargo del cuidado de los hijos de la autoridad, quienes no estaban en el lugar.

Al interior de la caja había panfletos, una bala y un encendedor.

Rubilar se refirió a la situación y aseguró que “yo estaba participando en el monitoreo de la ciudad, hasta pasadas las 3.00 horas de la mañana; siempre he estado en política por convicción, en ese entendido es cierto que uno pudiera entender esto como una amenaza, porque cuando se realizan estas acciones no se tiene conocimiento de quién quiere dañarlo a uno y a su familia”.

“Este aparato fue enviado a mi casa, donde viven mis hijos, sin embargo, con la misma fuerza y convicción quiero decir que esto no me amedrenta, me da más fuerza”, señaló Rubilar.

“Tengo una persona que cuida mi casa, esa persona se percató del elemento y dio parte a carabineros y se accionó el protocolo del Gope”, explicó la autoridad regional, al mismo tiempo que descartó tener seguridad policial extraordinaria.

En cuanto a la indagatoria que lleva la Fiscalía Centro Norte, Rubilar dijo que se periciarán las cámaras del condominio y que prestará declaración.

/psg