La ministra vocera de Gobierno, Cecilia Pérez, evitó referirse esta mañana a la información publicada por el medio brasileño Folha de Sao Paulo, donde según la declaración judicial de un empresario de ese país, la empresa OAS habría pagado 101,6 millones de pesos a la campaña de Michelle Bachelet en 2013.

“Nosotros no tenemos mayor información. Para dar una respuesta responsable hay que tener más información”, señaló la ministra.

En el marco de un acuerdo de delación negociado con el Ministerio Público de Brasil, Leo Pinheiro mencionó que el ex Presidente brasileño, Lula da Silva, habría sido intermediador entre la mencionada compañía y la campaña de la ex mandataria, así como también reveló una supuesta injerencia en otros países como Costa Rica, Bolivia y Guinea Ecuatorial.

En La Moneda reconocen que se enteraron por el medio brasileño esta mañana, después del comité político del Presidente Sebastián Piñera, por lo que el tema no se trató ahí. Aseguran que la información es compleja, pero que ni siquiera ella o su entorno han tenido espacio para defenderse.

De todos modos, los diputados Paulina Núñez (RN) y Juan Antonio Coloma (UDI) agendaron una pauta en La Moneda para referirse a la denuncia.

/psg