En el encuentro entre Bayer Leverkusen y Lokomotiv de Moscú por la fecha 1 del Grupo D de la UEFA Champions League, se dio un curioso gol que tuvo como protagonista al mediocampista chileno Charles Aránguiz.

Corría el minuto 25 y el cuadro alemán perdía por la cuenta mínima ante el equipo ruso. Charles Aránguiz remató en el área, su tiro desvió en Benedikt Howedes y balón terminó colándose en el arco defendido por Guilherme Marinato.

Sin embargo, luego del tanto, se generó la discusión porque unos le otorgaron el gol al volante formado en Cobreloa y otros señalaron que fue autogol del defensa alemán integrante del plantel que se proclamó campeón del mundo en Brasil 2014.

/Eduardo Méndez Garín