El lanzamiento al público del último modelo del iPhone, el 11, 11 Pro y 11 Max, revolucionó nuevamente al mercado tecnológico y sobre todo de smartphones, como sucede cada vez que Apple decide actualizar sus dispositivos.

Compradores realizaron filas en diversos países alrededor del mundo para adquirir el nuevo modelo de iPhone el 20 de septiembre, día de su lanzamiento al mercado (Foto: Nicolas Asfouri/ AFP)
Compradores realizaron filas en diversos países alrededor del mundo para adquirir el nuevo modelo de iPhone el 20 de septiembre, día de su lanzamiento al mercado

Es por ello que, si tienes planeado adquirir uno de las tres versiones más actuales de la empresa de la manzana, debes saber que, si tu iPhone actual tiene una versión del sistema operativo 12.4 o más tarde, será más fácil que nunca.

La diferencia es que ahora el proceso ya no necesitará de que exista un respaldo en iCloud (en la nube) o en iTunes (en una computadora específica), porque no será obligatorio, aunque siempre es una buena idea mantener todos tus datos asegurados por si llegas a perderlos.

Ahora, podrás traspasar tus identificaciones, aplicaciones, y datos en general directamente al nuevo teléfono con una función que Apple llama “migración de iPhone”.

A través de una conexión sin cables

La nueva funcionalidad del iPhone 11 permitirá migrar datos de un dispositivo más viejo sin necesidad de generar un respaldo de manera obligatoria (Fotos: Apple)
La nueva funcionalidad del iPhone 11 permitirá migrar datos de un dispositivo más viejo sin necesidad de generar un respaldo de manera obligatoria

Primero deberás encender tu nuevo iPhone. Después de unas preguntas básicas, como el lenguaje preferido y la ubicación para fijar un huso horario, el dispositivo te invitará a transferir tus datos desde otro teléfono, si así lo deseas.

Para comenzar, tendrás que acercar tu actual teléfono cerca del nuevo, para que se enlacen. Se recomienda que ambos dispositivos se encuentren cargados o conectados, para que no haya algún corte abrupto que pueda dañar los datos a transmitirse.

Una vez que se enlacen, el nuevo iPhone mostrará en us pantalla un patrón gráfico, y el viejo smartphone abrirá automáticamente la cámara, donde se verá un círculo blanco en el medio de la pantalla, donde tendrás que centrar el patrón antes mencionado.

El iPhone 11 destacó porque por primera vez un smartphone de Apple tendrá tres cámaras distintas (Foto: Johannes Eisele / AFP)
El iPhone 11 destacó porque por primera vez un smartphone de Apple tendrá tres cámaras distintas

A partir de entonces, sólo tendrás que concentrarte en el nuevo teléfono. Ahí tendrás que ingresar tu identificación de Apple (un correo y contraseña que debes usar para abrir una cuenta de iTunes y iCloud) y podrás realizar el ajuste de la identificación facial si así lo deseas, aunque ese paso se puede realizar más tarde.

Después, deberás aceptar los términos y condiciones, además de decidir si quieres que el teléfono use tu ubicación en todo momento o sólo al abrir ciertas aplicaciones, además datos básicos sobre el uso de FaceTime, Siri y iMessage.

Una vez que atravieses esos ajustes, la transferencia comenzará inmediatamente. El teléfono tardará más o menos tiempo de acuerdo a la cantidad de información que tengas en el viejo iPhone. Puede tomar desde unos minutos hasta más de una hora.

Cuando termine, podrás ingresar y comenzar a usar el iPhone 11 sin problemas.

A través de una conexión con cable

Estos son los dos cables que necesitarás para realizar la migración de manera física (Foto: Especial)
Estos son los dos cables que necesitarás para realizar la migración de manera física

Una de las ventajas de la nueva opción para migrar datos es que también se puede hacer a través del uso de un cable. Sobre todo si tu conexión de Wifi es lenta, como suele suceder en México, ya que la realizará de forma más veloz. En caso de que tengas un servicio de internet muy rápido, los expertos en tecnología han comprobado que es mejor transmitir la información sin conexiones físicas.

Los dos cables necesarios son aquellos que tengan una salida para conectar al iPhone, como si lo fueras a cargar, con la otra salida a un adaptador de cámara con entrada de USB 3, y otro que tenga salida sencilla de USB.

Como en el método anterior, hay que iniciar encendiendo el nuevo celular y comenzar con las preguntas iniciales, hasta llegar a la sección donde te recomienda migrar tus datos. Asegúrate que ambos dispositivos estén cargados.

Si tu internet es veloz, es mejor hacer la migración sin cables, pero con una conexión de Wifi lenta, se recomienda el otro método (Foto: Armando Babani/ EFE)
Si tu internet es veloz, es mejor hacer la migración sin cables, pero con una conexión de Wifi lenta, se recomienda el otro método

Primero, conectarás la salida de cargar con la otra salida de tipo adaptador de cámara, al teléfono viejo, y la salida de cargador con salida de USB normal al nuevo, uniendo los dos teléfonos precisamente a través del adaptador.

A continuación, seguirás las mismas instrucciones que el modo sin cables: deberás colocar el patrón que aparezca en el nuevo teléfono a través de la cámara del viejo, donde se mostrará un círculo blanco, y ajustar tus preferencias de localización, identificación facial, iCloud, Siri, FaceTime y iMessage para que esté listo para usarse.

Para cualquier método, podrás saber en qué momento la migración habrá finalizado, ya que en la pantalla del nuevo teléfono aparecerá un cable uniendo los dos dispositivos y conforme avance la transmisión se iluminará la parte correspondiente de la barra. Cuando la barra esté completa y una los dos smartphones, ya puedes comenzar a disfrutar sin problemas.

/psg