Este viernes, el ministro del Interior, Andrés Chadwick, se refirió a las acusaciones contra el subsecretario de Desarrollo Regional, Felipe Salaberry -quien el pasado 25 de agosto habría pasado 3 luces rojas mientras conducía por la comuna de Ñuñoa e insultado al fiscalizador de tránsito cuando intentaron cursarle una infracción según informó Radio Biobío.

El jefe de gabinete aseguró sobre la situación -que fue desmentida el jueves por el subsecretario- que “lo prudente es que (la acusación) se esclarezca a la brevedad por la Justicia”.

Luego de una reunión de seguridad de la macrozona sostenida en la Intendencia del Biobío, Chadwick calificó la acusación como “muy grave” y, en consecuencia, “como gobierno le hemos pedido ayer (a Salaberry) que se ponga a disposición de inmediato de los tribunales”.

Señalando que, pese a que el subsecretario “ha desmentido y ha señalado que es falso (…) ante dos versiones que son contrapuestas, nos parece que lo justo, lo prudente, lo racional, es que esto se esclarezca a la brevedad posible por la Justicia“, manifestó esta mañana el secretario de Estado.

Agregando que “queremos que se clarifique a la brevedad, sobre la base de la verdad”.

A través de una declaración pública emitida ayer, Salaberry señaló que este hecho -revelado por un reportaje de Radio Biobío- “es completamente falso, de falsedad absoluta, que haya cometido una infracción de tránsito y mucho menos que haya insultado a un funcionario municipal”.

/psg