La remoción de los dos cuestionados ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Marcelo Vásquez y Emilio Elgueta, podría revertirse.

Y es que en las últimas horas la defensa de ambos magistrados presentaron recursos de reposición contra la resolución adoptada hace poco más de un mes por el Pleno de la Corte Suprema a fin de dejar sin efecto su salida del Poder Judicial.

La expulsión se zanjó en medio del procedimiento disciplinario que llevó a cabo la también suprema Rosa María Maggi, quien, a fines de mayo, imputó una serie de hechos relacionados con la tramitación de nombramientos, entrega de información a un investigado cercano, entre otros.

Abordando el tema, el presidente de la Corte Suprema, Haroldo Brito, señaló que “ayer quedó presentada la última de las reposiciones y eso tiene un curso que tendremos que resolver los últimos días”.

Sin embargo, los tiempos que podría tardar la resolución no están zanjados. “No tiene un plazo fijo. El plazo desde luego estaba previsto para que ellos formularan sus eventual reposición. Está hecho y el tribunal va a resolver”, concluyó Brito.

En el caso de Elgueta, Maggi le atribuyó intervenir en un recurso de protección del médico Luis Arenas -condenado en 2018 a una pena de dos años por suministrar recetas de psicotrópicos a una red de tráfico de estupefacientes-, proporcionándole información de la causa; haberse comunicado con abogados y partes litigantes de siete causas; haber solicitado al fiscal regional de O’Higgins, Emiliano Arias, designar en un cargo a su ex cónyuge y a una ex alumna.

Además de haber exigido la designación de otra alumna en un cargo en el Primer Juzgado civil de Rancagua mediante presiones; y haber requerido y aceptado la suma de $1 millón de un juez que fue sobreseído. Penalmente, Elgueta fue formalizado por múltiples ilícitos.

En cuanto a Vásquez -que debería enfrentar una audiencia por imputación de cargos este viernes-, Maggi lo halló responsable de irregularidades por haber nombrado su hija en un cargo de su jurisdicción; haber prestado consejo a Arenas a sabiendas del incumplimiento de una medida cautelar. Así también por haber modificado, en su calidad de presidente del tribunal de alzada, la integración de una Sala de la Corte sin justificación.

La remoción de Elgueta fue acordada por la Suprema de manera unánime -17 sufragios-; mientras que la de Vásquez por 11 votos contra seis.

/psg