A dos meses de que comience la COP25 en Chile el próximo 2 de diciembre, los ministros de Medio Ambiente, Relaciones Exteriores, Transportes, Agricultura, Energía y Ciencia, se reunieron con el Presidente Sebastián Piñera en el Palacio de La Moneda para abordar los avances de la reunión mundial por la crisis climática.

En la ocasión, participó también la secretaria ejecutiva de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), Patricia Espinosa, encargada de la ONU para supervisar el trabajo previo a la cumbre de Cerrillos, y quien calificó como “extraordinaria” la reunión.

Además de destacar el trabajo del Presidente Piñera y su “liderazgo” en la organización de la COP, Espinosa enfatizó en el aporte que significa que se esté trabajando con distintos ministerios para la cumbre.

“Ese fue uno de los temas que yo le subrayé al Presidente al inicio de la reunión, que es justamente esta visión de que el cambio climático no es un tema solamente de Medio Ambiente, sino es un tema central en todo el proceso de desarrollo y por lo tanto tiene que ser parte del Ministerio de Energía, de Transporte, de Agricultura… Realmente es un elemento que tiene que ser considerado a fondo para la toma de decisiones en todos los ámbitos”, manifestó la secretaria de la CMNUCC.

Al ser consultada por los aspectos más débiles en cuanto a la preparación de la cumbre de diciembre, Espinosa precisó: “La verdad debemos decir que para el poco tiempo de preparación que tuvo Chile, el esfuerzo ha sido extraordinario y el avance muy satisfactorio”.

La encargada de Naciones Unidas también señaló que la cumbre de Nueva York por la Acción Climática que tuvo lugar la semana pasada -convocada por el secretario general de la ONU, António Guterres-, servirá de base para la COP25.

Ministros sectoriales

Por su parte, la ministra del Medio Ambiente y presidenta de la COP25, Carolina Schmidt, también se mostró positiva: “Justamente discutimos el liderazgo que está teniendo Chile para impulsar la acción climática en el mundo y cómo (…) podemos sumar a más países con acciones concretas que nos permitan combatir el calentamiento global”.

Además, Schmidt agregó que “por primera vez y de forma inédita, la COP25 va a tener participación de ministros sectoriales para poder aumentar la ambición contra el calentamiento global”.

“Necesitamos sumar a los distintos sectores, esto es una transformación que es no solamente en términos ambientales, es una transformación productiva a una forma más sustentable de hacer las cosas para una economía baja en emisiones, y por lo tanto los distintos sectores tendrán una participación importante liderados por los ministros chilenos (…)”, explicó la ministra.

Sobre la participación de la encargada de la ONU, la presidenta de la COP afirmó que “la confirmación de los países en esta materia fue particularmente celebrada por Patricia Espinosa, en un concepto transformador de pasar de una cumbre que son más de negociaciones a una cumbre de acción y de implementación concreta, y eso es justamente el objetivo que se ha puesto Chile para impulsar el combate contra el calentamiento global”.

El ministro de Relaciones Exteriores, Teodoro Ribera, puntualizó que “debido a los avances significativos que hemos tenido, nos pusimos de acuerdo en algunas cosas del futuro, porque Chile es el país anfitrión, pero esta cumbre es de las Naciones Unidas, y nosotros como país anfitrión es dar el mejor servicio, pero no solamente dar un servicio en cuanto a acoger a la gente”.

Sin embargo, reparó que los esfuerzos no son necesarios solo en cuanto a la organización de la cumbre, sino que subrayó la importancia de los “esfuerzos políticos” por parte de distintas autoridades “para que esta sea una cumbre exitosa y que efectivamente se lleguen a algunos acuerdos”, ya que, según agregó, “las cumbres que se han tenido con anterioridad han sido cumbres que no han concluido con los acuerdos que se esperaban”, señaló el canciller.

/psg