El Colegio Maese da Vinci de La Ligua anunció una investigación por la explosión registrada en una feria de ciencias y que dejó a un estudiante de 15 años con quemaduras en su rostro, dejando en claro que pagará los gastos médicos de los afectados.

 En un comunicado el establecimiento detalló que “cuatro estudiantes de enseñanza media resultaron con quemaduras de diversa consideración. De inmediato se aplicó el Protocolo de Accidente Escolar, para brindarles a los estudiantes los primeros auxilios y posteriormente fueron trasladados al servicio de emergencia por nuestros medios, ya que no habla ambulancias disponibles en ese momento”.

“Un estudiante de enseñanza media que no era parte de los grupos expositores habría tomado sin ninguna autorización, haciendo caso omiso a la advertencia de no hacerlo, un elemento químico vertiéndolo de forma descontrolada sobre un experimento de combustión, lo que provocó una llamarada que alcanzó a nuestros estudiantes”, señaló el colegio de La Ligua.

Es por ello que “ante la gravedad de los hechos, y luego de finalizar la emergencia, se instruyó a nuestros funcionarios que realizaran una denuncia ante Carabineros para que procedieran de acuerdo a ley en estos casos”, agregando que se aplicó “la Ley de Aula Segura mientras dura la investigación”.

“Tomamos contacto con cada una de las familias de los estudiantes afectados, ofreciéndole apoyo económico en todos los gastos médicos, personales y materiales que pudieran incurrir producto de este lamentable accidente. La Corporación Educacional responderá a cada familia y a los estudiantes afectados”, dejó en claro.

Finalmente, desde el Colegio Maese da Vinci de La Ligua señalaron que “la identidad de los involucrados y los detalles de las medidas de reparaciones económicas y sicológicas ofrecidas a los apoderados mantendrán el carácter de reservado en el colegio, ya que fue conversado personalmente con ellos, a fin de evitar cualquier otro daño aún mayor”, finaliza el comunicado.

/gap@EstudioEstadio