El ministro de RR.EE., Teodoro Ribera, expresó este jueves el rechazo del Gobierno de Chile hacia la elección de Venezuela como nuevo miembro del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas por 105 votos a favor.

Tras conocer la determinación, el canciller sostuvo que “hoy es un día triste para el pueblo venezolano y para quienes creemos y confiamos en el sistema internacional orientado a garantizar y promover la defensa de los DD.HH.”.

“En Nueva York, se ha realizado la votación y esto ha traído como consecuencia que Venezuela haya sido elegido para integrar el Consejo de DD.HH. de Naciones Unidas, obteniendo 105 votos y dejando atrás a Costa Rica, que obtuvo 96 votos”, añadió.

En ese contexto, Ribera sostuvo que “consideramos que el gobierno de Maduro se ha burlado así de todos nosotros, porque no puede ser que un gobierno que viola los DD.HH. y que recibe una sanción internacional por parte de una alta comisaria, como la ex Presidenta Bachelet, hoy día sea elegido para un cargo de esta naturaleza”.

“Nosotros lamentamos profundamente esta elección, que sitúa además al gobierno de Maduro en un cargo que no se merece y para el cual carece de las aptitudes necesarias para realizarlo en debida forma”, enfatizó.

Asimismo, el secretario de Estado manifestó “nuestra solidaridad con Consta Rica, un país de Centroamérica que se ha caracterizado por el respeto a los derechos fundamentales y por su participación activa en los organismos internacionales”.

“A pesar de este resultado adverso, queremos reafirmar nuestro mayor compromiso de continuar impulsando las mejores medidas para el respeto de los DD.HH. y finalmente para que en Venezuela exista una transición pacífica hacia la democracia”, indicó.

Consultado sobre si en el Ejecutivo consideran este resultado como un revés, Ribera explicó que “no consideramos que esto sea un revés, si fuera un revés habría muchas causas que uno no iniciaría”.

Finalmente, sobre qué acciones tomarán para seguir insistiendo en el fin del gobierno de Maduro, respondió que “seguiremos impulsando una presión internacional para forzar al gobierno a llamar a elecciones, dialogar con la oposición y generar una transición pacifica hacia la democracia”.

/psg