La ministra vocera de Gobierno, Karla Rubilar, cuestionó este miércoles la acusación constitucional contra el ex ministro del Interior, Andrés Chadwick, asegurando que dicho libelo “no suma” y que más bien “quita tiempo” para discutir temas importantes en medio de la crisis social.

La acción contra el ex jefe de gabinete será presentada hoy por parlamentarios del Frente Amplio, quienes apuntan a su responsabilidad política por las violaciones a los Derechos Humanos, que aseguran, se han cometido desde que se declaró estado de emergencia el 19 de octubre.

Rubilar indicó que “nosotros estamos convencidos de que esto no suma nada, esto es un hecho casi inédito, hay pequeñas situaciones en los años 90 que se generó algo similar que no prosperaron, algunas ni siquiera fueron aprobadas en cuestión previa. Aquí la pregunta es ¿suma en este ambiente, nos quita tiempo claramente de dedicarnos a discutir lo realmente importante?”

En ese contexto, la portavoz de La Moneda recordó que “el ministro Chadwick finalmente sale del gabinete, eso quiere decir de que se asume cierta responsabilidad política, por supuesto que sí, cada uno podría haberlo hecho mejor, yo creo que todo el mundo llega al Gobierno a tratar de hacer lo mejor posible”.

“El ministro Chadwick incluso pidió disculpas, yo quiero plantearle al Parlamento del cual fui parte durante 12 años, donde uno tiene que tratar de hacer justicia, tiene que tratar de estar en el parlamento para poder sumar y representar los intereses de la gente”, indicó.

Con esto, la ministra recalcó que “el ministro Chadwick ya no está en el gabinete, la pregunta es queremos dedicarle al tiempo a una acusación constitucional o queremos dedicarle tiempo a bajarle las tarifas eléctricas”, entre otras demandas.

A su juicio, “la mayoría de la gente lo que quiere es eso (que se respondan las demandas) y no un Congreso dedicado a una acusación constitucional”.

/psg