Los consejeros del Banco Central decidieron de manera unánime recortar la tasa de interés en 25 puntos base, a 1,75%, en su última reunión de política monetaria, la cual tenía como telón de fondo el inicio del estallido social que afectó y sigue golpeando a la economía chilena.

Según se desprende de las minutas de esa cita, en vista del convulsionado ambiente que se veía en torno al 24 de octubre pasado, todos los Consejeros concordaron en que la opción de reducir la TPM en 25 puntos base se imponía claramente a otras alternativas.

“Por un lado, era coherente con la evaluación de los datos y el mensaje entregado en el IPoM de septiembre. Por otro, era concordante con lo que anticipaban las expectativas de mercado, que habían internalizado correctamente el mensaje entregado por el Consejo”, sostuvo.

Previo a la conmoción social que estaba afectando al país, el emisor dijo los mercados financieros locales habían estado influenciados por la mayor expansividad de la política monetaria y los desarrollos externos.

Respecto de los efectos que tendrían los acontecimientos que estaban afectando al país desde el 18 de octubre, la entidad afirmó que era evidente que tendrían impactos negativos en la evolución de la actividad en el corto plazo.

Expectativas

Sin embargo, “sobre los efectos de mediano plazo había mayor incertidumbre, y era necesario evaluar, entre muchos factores, la magnitud y velocidad de la reconstrucción, el impacto sobre las expectativas y los efectos de las medidas anunciadas por el Gobierno”.

La entidad dirigida por Mario Marcel dijo que, hasta el momento de la Reunión, los efectos del estallido social en los mercados financieros locales eran acotados.

Respecto de las perspectivas de inflación, tras los anuncios que cancelaban los incrementos de las tarifas eléctricas y del transporte público, los seguros habían devuelto las alzas previas.

“En el caso de las expectativas para la TPM, los precios financieros habían prolongado la mantención de la tasa en 1,5% hasta el primer trimestre del 2021”, advirtió el Central.

/psg