El presidente estadounidense, Donald Trump, saludó la renuncia de Evo Morales como un “momento significativo” para la democracia de la región y felicitó tanto al pueblo boliviano como a los militares del país.

“Ahora estamos un paso más cerca de un hemisferio occidental completamente democrático, próspero y libre”, sostuvo el líder republicano, y también consideró que el Nicolás Maduro y Daniel Ortega deberían seguir con atención la situación: “Estos acontecimientos envían una fuerte señal a los regímenes ilegítimos de Venezuela y Nicaragua de que la democracia y la voluntad del pueblo siempre prevalecerán”.

El comunicado difundido por la Casa Blanca:

La dimisión ayer del presidente boliviano Evo Morales es un momento significativo para la democracia en el Hemisferio Occidental. Después de casi 14 años y su reciente intento de saltar la constitución boliviana y la voluntad del pueblo, la salida de Morales preserva la democracia y allana el camino para que el pueblo boliviano haga oír su voz. Estados Unidos aplaude al pueblo boliviano por exigir libertad y a los militares bolivianos por cumplir con su juramento no sólo a una persona, sino a la Constitución de Bolivia. Estos acontecimientos envían una fuerte señal a los regímenes ilegítimos de Venezuela y Nicaragua de que la democracia y la voluntad del pueblo siempre prevalecerán. Ahora estamos un paso más cerca de un hemisferio occidental completamente democrático, próspero y libre.

/psg