En la localidad de New Tredegar (Reino Unido), una mujer de 55 años descubrió, pocos minutos después de enterarse que venció el cáncer que sufría, que además ganó más de un millón de dólares en la lotería, informó esta semana The Telegraph.

Lynne Price, quien se desempeña como trabajadora de lavandería, terminaba de leer los resultados médicos que mostraban que pudo superar con éxito la enfermedad que la aquejaba, cuando, pocos minutos después, su esposo David llegó de su trabajo con la segunda y fantástica noticia de que habían ganado un enorme premio.

David, de 53 años, había comprado el boleto de la lotería Millionare Maker de Euromillions en una tienda local. Fue más tarde, en su trabajo, que supo que habían ganado un millón de libras (1,3 millones de dólares).

Lynne fue diagnosticada con cáncer de seno en 2015 y después de un largo tratamiento se sometió a un nuevo escaneo en octubre.

La pareja, que tiene tres hijos y un nieto, asegura que se trata de la tercera ocasión en que un miembro de su familia gana la lotería. Con el premio planean hacer un viaje a China, aunque de momento contemplan seguir trabajando.

/psg