Los líderes de los gremios empresariales valoraron el marco de entendimiento social en materia de Pensiones y beneficios para los adultos mayores que el gobierno alcanzó con senadores como parte de la discusión del Presupuesto 2020 e instaron a acompañar la agenda con un énfasis en el crecimiento que permita reactivar la inversión en el país.

Los presidentes de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Alfonso Swett, de la Sociedad de Fomento Fabril (Sofofa), Bernardo Larraín, junto a otros dirigentes fueron recibidos esta mañana por la ministra del Trabajo, María José Zaldívar, y al término de la reunión aplaudieron el acuerdo que considera que se aumentará en un 50% la Pensión Básica Solidaria y la Pensión Máxima con Aporte Solidario, además del plan para reducir el costo de transporte para la tercera edad, entre otras medidas.

“Nosotros entendemos profundamente las soluciones que requiere este país, en donde se ha juntado y se ha dado la mano la importancia y lo urgente, porque normalmente iban separados. Hoy día van en una misma mano”, dijo Swett a periodistas.

Larraín, en tanto, indicó que valoró que el acuerdo sobre las pensiones básicas beneficiará a 1,6 millón de adultos mayores. “Ese es un imperativo que es mejorar el presente, pero también el desafío relevante es construir un futuro que tiene una palabra que es bien clave que muchas veces la olvidamos en este debate que es básicamente el crecimiento”, dijo el presidente de la Sofofa.

El dirigente de los industriales recalcó que es el crecimiento de la economía permite que la agenda social se proyecte en el largo plazo y evita que “no incubemos una nueva frustración”.

“Por lo tanto, la política así como llegó a un acuerdo el jueves pasado sobre una futura discusión constitucional, llegó a un acuerdo ayer sobre una agenda social que mejora el presente tiene que también, y ahí estamos 100% muy dispuestos en colaborar, que construir una agenda de futuro que reactive el crecimiento, que reactive la inversión de forma tal de mitigar los daños que podemos tener en el corto plazo en materia de empleo, en materia de crecimiento”, dijo Larraín.

En particular, recalcó que el eje proinversión tiene que estar en simplificar todos los permisos para los proyectos de inversión, lo que no implica no desregular, no implica bajar los estándares medioambientales.

/psg