La Bolsa de Santiago se inclinó por los números rojos, acumulando abultadas pérdidas durante una semana marcada por la situación de inestabilidad social.

Tras el cierre preliminar del mercado, el IPSA se ubicó en los 4.731,15 puntos, esto es un retroceso de 0,28% en relación a la jornada previa.

Las acciones del retail fueron nuevamente las más golpeadas de la sesión. Parque Arauco, que ayer sufrió el incendio de su centro comercial de Quilicura, se despidió de la sesión con un retroceso de 3,20%, las mismas pérdidas de Hites.

/gap