El Gobierno anunció el lanzamiento de un plan de reactivación económica por US$5.500 millones con tres ejes fundamentales: protección del empleo y de los ingresos familiares, reconstrucción y reactivación económica, y apoyo a las MiPymes.

Entre las medidas destinadas a la protección del empleo y de los ingresos familiares destaca el envío de un proyecto de ley para que los empleadores y los trabajadores dependientes afiliados al seguro de cesantía puedan pactar jornadas reducidas, en donde, los trabajadores podrán obtener un complemento desde el seguro; fortalecimiento del seguro de cesantía en forma transitoria; y aceleración de la transición del componente solidario de las pensiones con un costo anual de US$400 millones por dos años.

Respecto al eje de reconstrucción y reactivación económica, algunas de las medidas más relevantes son la reconstrucción de Metro para lo que se destinarán US$921 millones; proyectos de inversión en regiones por US$480 millones; construcción de vivienda, subsidios y mejora de barrios por US$350 millones; adelanto de inversión en equipamiento local por US$ 218 millones; y el Tren Santiago-Melipilla, con un costo total de US$1.500 millones en cinco años.

Por último, en el eje de apoyo a las pymes las principales medidas son la devolución anticipada del impuesto a la renta que implica liberar US$536 millones, facilidades para el pago del IVA que busca liberar US$564 millones y un régimen especial para donaciones a pymes. Para materializar estas medidas esta semana se ingresará un proyecto de ley.

/gap