La versión emitida por la Agencia Espacial de Rusia, que alerta sobre el riesgo de impacto contra la Tierra del asteroide 2014 JO25, de unos 640 metros de diámetro y descubierto a finales de octubre por el Observatorio ruso de Kislovodsk, fue desmentida por la Agencia Espacial de Estados Unidos (NASA).

El Programa de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA aseguró que el asteroide, si bien tiene un período orbital de tres años alrededor del Sol y vuelve a la vecindad de la Tierra periódicamente, no representa una amenaza para nuestro planeta, ya que su trayectoria es lo suficientemente alejada de la órbita terrestre.

La Agencia Espacial de Rusia había publicado en su página web el resumen de un documental llamado Ataque asteroide, del astrofísico Vladimir Lipunov, quien descubrió el asteroide. A través del video, de tono apocalíptico, pueden verse imágenes del gigantesco estallido producido por el impacto del meteoro que cayó sobre Rusia en 2013.

Mientras tanto, el director del Centro de Planetas Menores en Cambridge Massachusetts recalculó la órbita del asteroide a través del sistema Sentry, desarrollado por el Jet Propulsion Laboratory de la NASA, y terminó por descartar cualquier posibilidad de impacto entre el asteroide y la Tierra (o cualquier otro planeta), al menos en los próximos 150 años.

/gap

 

Fuente: Clarín