Un grupo de cerca de 30 personas que iba a realizar labores del Censo 2017 en Temucuicui y comunidades aledañas decidió no ingresar a la zona luego de que los caminos amanecieran cortados.

“El gobernador nos pidió que esperáramos dos horas para ver si se despeja el camino, pero nosotros igualmente tomamos la decisión de no ir, porque si los caminos están cortados, es por algo que la gente no se quiere censar. Tampoco nosotros nos vamos a poner en contra de la gente”, señaló Natalie Díaz, representante del grupo.

Los dirigentes de Temucuicui habían señalado que no permitirían que se realizara el proceso del Censo 2017 en su comunidad.

“Vamos a respetar a la gente del campo que no quiere ser censada, y no vamos a ir a arriesgarnos tampoco”, indicó Natalie Díaz. “Nosotros conocemos la realidad, entonces no nos vamos a ir a exponer”, cerró.