Alrededor de las 6 de la mañana de este viernes, Metro de Santiago informó, sin entregar mayores antecedentes de los desperfectos, que sus Líneas 4 y 4A se encontraban sin servicio de trenes.

Pese a que la empresa informó que el servicio fue siendo restablecido paulatinamente, el descontento de los usuarios se hizo notar. Esto, considerando que muchos de ellos también sufren los inconvenientes del corte de suministro de agua potable que afecta a 27 comunas de la región.

Sólo cuando era las 7.37 horas, se informó que el servicio de Línea 4 estaba totalmente operativo, precisando que producto de los trabajos de normalización era posible que se registraran retrasos en la frecuencia de los trenes.

/gap