Desde hace algún tiempo, ha estado sonando la alarma de una inminente crisis económica importante que podría sacudir globalmente para el año 2020. Contrariamente a los informes de algunos analistas y expertos, hay buenas razones para predecir que la próxima crisis será más devastadora que la anterior en 2008. Probablemente, y similar a la anterior, la nueva crisis comenzará en los Estados Unidos y durará más, con un impacto mucho más catastrófico en las economías occidentales.

Las naciones de todo el mundo, especialmente en Europa, han perdido la confianza en la capacidad de Estados Unidos para liderar en asuntos de finanzas internacionales, comercio, diplomacia y guerra. Estas naciones están desmantelando silenciosamente la alianza de siete décadas con los Estados Unidos, construyendo en cambio un sistema alternativo de comercio bilateral. Además, el dólar estadounidense ha estado perdiendo terreno durante algunos años frente a otras monedas. La evolución de los conflictos bilaterales tecnológicos, comerciales, económicos, de derechos de propiedad intelectual, políticos y militares culminará en una confrontación real a nivel mundial. La crisis y los conflictos emergentes conducirán a la Tercera Guerra Mundial entre Estados Unidos, China, Rusia y Corea del Norte. Finalmente surgirá un Nuevo Orden Mundial gobernado por Estados Unidos y China. Aunque parezca increíble, esta predicción no está hecha por ningún psíquico o vidente, mas bien por los mejores analistas que creen que 2020 será un año realmente catastrófico para la humanidad en todos los aspectos. Y parece ser que Rusia ya ha comenzado a hacer realidad estas predicciones.

Comienza la Tercera Guerra Mundial

Sergei Shoigu, el ministro de defensa ruso informó al presidente Vladímir Putin que una nueva arma hipersónica de alcance intercontinental entró en funcionamiento el viernes después de años de pruebas. Shoigu dijo que la primera unidad de misiles equipada con el vehículo de deslizamiento hipersónico Avangard entró en servicio de combate.

/psg