A raíz del boicot a la Prueba de Selección Universitaria (PSU) la semana pasada y las violentas manifestaciones, Patricio Santamaría, presidente del consejo directivo del Servicio Electoral (Servel), aseguró que hay que “tener en consideración” de cara al plebiscito que se llevará a cabo en abril.

“No hay que ser ingenuo, uno debe tener obviamente esto en consideración”, sostuvo y agregó que “hay que sacar lecciones pero también mirar el tema en conjunto”.

Según indicó Santamaría, en la realización de la PSU había un “reclamo específico, de un grupo específico muy relevante donde son legítimas, probablemente, sus posiciones, no necesariamente cómo las representan”.

“Uno podría tener a la vista lo que fue la consulta de participación ciudadana que organizaron varios cientos de municipios, y que incluso sin lo que significan las medidas de orden público de una elección o un plebiscito no hubo mayores inconvenientes”, señaló.

Respecto a la seguridad y garantizar el orden, Santamaría expresó que “desde el Servel lo que podemos hacer es estar preparados, y lo estamos haciendo también desde el punto de vista logístico para abrir ese espacio de deliberación, debate, de la manera más ordenada posible”, agregó.

Asimismo, el presidente del Servel se mostró optimista con el proceso que se llevará a cabo el próximo 26 de abril y aseguró que piensa que “el país maduramente va a entender la relevancia del plebiscito”.

“Creo que las personas se están dando cuenta de que votar es algo importante, uno puede expresar su opinión, puede ejercer el derecho a reunión, la libertad de expresión y el derecho a petición, pero también cuando elige a sus representantes tiene que estar presente, no puede ser que sigamos con los niveles de participación que se han dado fundamentalmente desde que se estableció el voto voluntario”, afirmó.

Respecto a la votación de los extranjeros, Santamaría señaló que hay que “despejar” las dudas y que el padrón definitivo va a quedar establecido el 26 de febrero.

/psg