En 2018 se supo que Miguel Bosé había mantenido una relación durante 26 años con el artista valenciano Nacho Palau, quien emitió un comunicado para anunciar su ruptura con el cantante y la batalla legal a la que se iban a enfrentar para conseguir algún tipo de custodia compartida o régimen de convivencia que permitiera a sus dos pares de hijos gemelos –Diego y Tadeo, e Ivo y Telmo, fruto de dos gestaciones subrogadas que Bosé y Palau tramitaron por separado– seguir creciendo juntos como lo habían hecho hasta ese momento, como si fueran hermanos de sangre. Una polémica separación que puso al cantante durante meses en el punto de mira y que incluso se especuló sobre su supuesto delicado estado de salud.

Desde su ruptura sentimental, el artista ha estado en el punto de mira y su vida privada se ha aireado por los medios y revistas del corazón. Es por ello que esta semana «LOC» ha desvelado que Bosé está rehaciendo su vida con una nueva ilusión. Es más, su pareja habría pasado el verano en España junto al cantante y sus hijos.

Una bomba que sale a la luz pocos días después de que su hermana, Paola Dominguín se sentase en el sillón de «Sábado Deluxe», donde fue preguntada -entre otras muchas cuestiones- por la salud del cantante. «Veo a Miguel más contento, como hace mucho. Se le notaba que estaba estresado y cabreado, una vez te separas y ya pasan esas cosas que tienes que digerir pues ya estás bien. La relación de Miguel y Nacho Palau estuvo mal durante mucho tiempo», aseguró.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

¡Mil felicidades mi querida Ashley! Qué tengáis un día de esos para el recuerdo. #MB #HBDAshley

Una publicación compartida de Miguel Bosé Oficial (@miguelbose) el

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Quedamos el 14 de febrero? #MB

Una publicación compartida de Miguel Bosé Oficial (@miguelbose) el

/psg