Nicolás Castillo no lo ha pasado bien este 2020, sin embargo ya comienza a levantar cabeza en materia médica ya que se confirmó que el atacante salió de terapia intensiva, donde se encontraba desde hace dos semanas debido a la trombosis que lo afectó.

Desde hace casi un mes, el futbolista oriundo de Renca, ha estado hospitalizado pero este fin de semana, el medio mexicano Mediotiempo, informó que el delantero ya ha dejado la terapia intensiva en las que se encontraba desde el 13 de febrero, día en que fue intervenido por última vez.

La evolución del ex delantero del Benfica parece favorable, a tal punto que se cree que podría ser dado de alta esta misma semana, si es que sigue avanzando de la forma en que lo está haciendo. De todos modos, los médicos mantendrán un monitoreo constante sobre la situación del jugador, ya que no quieren que se repita la misma situación con su herida.

Las previsiones más favorables para Castillo hablan de un posible regreso al fútbol a mediados de año, según palabras del técnico de las ‘águilas’, Miguel Herrera. Pero el diario Récord, salió al paso de estas declaraciones, afirmando que la recuperación del jugador sería mucho más complicada de lo que se pensaba, calculando en nueve meses su regreso a los entrenamientos, quedando fuera de las canchas hasta el 2021.

/Eduardo Méndez Garín