La política migratoria del gobierno de Donald Trump ha sufrido victorias y derrotas en la última semana de febrero.

Una corte de apelaciones en California suspendió el programa “Permanece en México”, que permite devolver a ese país a quienes lleguen a la frontera de EE.UU. en busca de asilo.

La victoria: otra corte de apelaciones falló que el gobierno puede retener fondos a siete estados y a la ciudad de Nueva York por sus políticas de ciudades santuario.

/gap