La Dirección Meteorológica de Chile confirmó que este verano (comprendido entre diciembre y febrero) fue el más caluroso en la historia de la Región Metropolitana.

Las máximas cerraron con un promedio de de 31,4º en la estación Quinta Normal. Así, superó los 31,1º de 2017, y los 30,4º de 1989, 2012 y 2019.

Solo el pasado mes, las máximas promediaron 31,3º, superando el récord de dicho mes que se registró en 2012 con 31,2º, convirtiéndose además en el febrero más caluroso de la historia. Y es que pese a que no se registraron peaks históricos de temperatura, durante los 29 días el termómetro no superó los 30 grados en solo ocho.

“Con esto se ubica como el febrero más cálido desde 1950, cuando se creó el registro, y hace que este verano también se posicione como el más cálido”, señaló al medio antes citado la meteoróloga de la Oficina de Servicios Climáticos de Meteorología, Catalina Cortés.

Según explicó la especialista, aún no se manejan los factores que incidieron en el verano más caluroso de la Región Metropolitana. Sin embargo, confirma una tendencia que comenzó en los últimos años.

“Al igual de lo que hemos visto con las condiciones secas durante los últimos 10 años, también hemos visto que las temperaturas, sobre todo en el verano, están tendiendo al aumento”, indicó.

Pero no crean que esto está por terminar, puesto que Meteorología prevee que, por lo menos hasta mayo, continuaremos con temperaturas promedio “sobre lo normal”.

/psg