Más de 127 millones de pesos ha gastado el Ministerio de Salud durante los últimos días sólo en “imprevistos” generados por la previa y llegada del coronavirus a nuestro país. El Gobierno debió adquirir insumos médicos, mobiliario, tecnología de refrigeración, ropa especial, entre otros artículos para combatir la emergencia.

Las compras fueron realizadas a través de la modalidad trato directo desde la Subsecretaría de Salud Pública, pues, las autoridades firmaron un decreto para establecer “alerta sanitaria de importancia nacional por brote de covid-19”.

“Tras la la aparición de un nuevo brote de coronavirus en América Latina (…) al Ministerio de Salud le compete ejercer la función que le corresponde al Estado de garantizar el libre e igualitario acceso a las acciones de promoción, protección y recuperación de la salud y de rehabilitación de la persona enferma”, establece el documento.

Durante los últimos días el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera confirmó cuatro casos de coronavirus en nuestro país, lo que ha exigido un mayor esfuerzo por parte de las autoridades para controlar el brote.

Adquisición de maquinarias y nueva tecnología

Uno de los gastos más abultados en el Ministerio de Salud fue por la adquisición de nuevas y modernas máquinas, como por ejemplo, refrigeradores para laboratorios, hornos para la esterilización de cierto utensilios y hasta el termómetro infrarrojo que ha ayudado en el control migratorio de los principales aeropuertos chilenos.

Sólo para adquirir cuatro refrigeradores de uso científico -modelo FDE30086FV, marca Thermo- el Minsal debió desembolsar $43,6 millones, según consta en su orden de compra. La característica principal de este producto es que logra temperaturas entre los -50 y -86 grados Celsius.

En tanto, otros equipos de similares características, pero usados en la esterilización debido a las altas temperaturas que logra, costaron en total al Gobierno $28 millones. Se trata de tres gabinetes de bioseguridad -modelo Scientific 1386- comprados a la empresa Grupo Bios S.A.

Además se gastaron más de $4,2 millones en la compra de 120 termómetros infrarojos a distancia. La orden de compra fue enviada el 3 de marzo desde la empresa Comercial Rescatelife.

Insumos médicos y otros elementos

Debido a la emergencia sanitaria también se autorizó la compra de cientos de elementos e insumos médicos típicamente usados en centros hospitalarios y laboratorios.

Por ejemplo, se realizó una inversión superior a los $30 millones en delantales de doctores (11.440), palitos con casquillo de fibra (352), guantes quirúrgicos (44), mitones de latex (44), antiparras (66), guantes médicos para uso no quirúrgico (88) y guantes médicos para el resguardo radiológico (44), entre otros elementos.

También adquirieron 220 contenedores de recogida que son utilizados para el transporte viral de coronavirus, es decir, de muestras extraídas a los pacientes contagiados que luego son enviadas a centros de análisis. Por ellos, pagaron más de $19 millones.

Otra compra llamativa fue la de ropa para el personal médico por más de $3 millones. Se trata de 50 poleras piqué manga corta de color azul marino, 50 manga larga y 100 pantalones outdoor de color gris. La particularidad, es que esta ropa tiene características especiales para drenar la humedad y no puede ser rasgada, lo que evitaría contraer la enfermedad.

Por último, durante estos días, el Minsal también ha realizado pequeñas compras de objetos tan diversos como timbres, sellos ($880 mil) y servicios de cafetería para los especialistas y doctores ($116 mil).

/psg