El Ministerio de Educación emitió un segundo protocolo de cómo deben actuar los establecimientos educacionales en caso de que se presente personas contagiadas con coronavirus.

Según indica el documento, si un miembro de la comunidad educativa tiene un familiar directo con caso confirmado de Covid-19, debe permanecer en aislamiento por 14 días.

Pero si un estudiante es confirmado con el virus habiendo asistido al establecimiento, se establece que “se suspenden las clases del curso completo, por 14 días desde la fecha de inicio de síntomas, en coordinación con la autoridad sanitaria”.

El protocolo también contempla que deban suspender las clases del establecimiento educacional completo. Esto procede en dos situaciones: si se confirman dos o más casos de estudiantes con Covid-19, habiendo asistido al establecimiento; y si un docente, asistente de la educación o miembro del equipo directivo confirma caso con el virus.

La medida también se debe aplicar por 14 días, desde la fecha de inicio de los síntomas.

El instructivo señala que, ante una eventual suspensión de clases, los establecimientos educacionales deberán tomar medidas para asegurar la continuidad del proceso formativo de sus estudiantes.

Para eso, el Ministerio de Educación apoyará a los establecimientos para que puedan contar con los medios que permitan continuar el proceso de aprendizaje “en forma remota”.

Y en caso de que el colegio entregue alimentación a través de Junaeb, el sostenedor debe contactar a esa entidad para coordinar las alternativas para que se siga entregando la alimentación a los estudiantes.

/psg