“He decretado estado de excepción constitucional de catástrofe en todo el territorio nacional”. Así lo anunció esta mañana el Presidente Sebastián Piñera con el fin de hacer frente a la emergencia sanitaria que vive el país producto de la propagación del Coronavirus Covid-19.

“Esta medida permite restricción de reuniones, asegurar la distribución de servicio, asegurar la reserva de alimentos, establecer toques de queda y limitar el tránsito y locomoción de personas”, sostuvo el Mandatario.

La medida regirá por un plazo de 90 días en todo el país y comenzará a partir de las 00.00 horas.

El estado de catástrofe es parte de los denominados “estados de excepción constitucional”, estipulados en la Constitución, los que son definidos como mecanismos para proteger la estabilidad y seguridad del país o zona en particular cuando ocurren situaciones anormales, como la pandemia que afecta al país, y al mundo.

Esto se lleva a cabo ante casos de “calamidad pública” y es declarado por el Presidente de la República mediante un decreto supremo firmado por los ministros del Interior y Defensa.

El estado de catástrofe se decreta producto de situaciones de una magnitud tal que genere un grave daño al normal funcionamiento de la vida social y la economía, afectando significativamente a personas o bienes dentro del territorio nacional.

Una vez declarado se pueden restringir libertades de locomoción, reunión y derecho de propiedad.

Además de que permite disponer de requisiciones de bienes y adoptar todas las medidas extraordinarias de carácter administrativo que sean necesarias para el pronto restablecimiento de la normalidad.

Junto con eso, es designado un jefe de la Defensa Nacional, quien tiene competencias legales para reponer la normalidad de la zona determinada y, además, el Presidente de la República puede delegar en él otras atribuciones para ese mismo fin.

En todo caso, si bien con esta medida el Presidente tiene la facultad para establecer las mencionadas restricciones, no quiere decir que necesariamente vaya a concretarlas.

Según Piñera, el objetivo de esta esta estado excepcional es “anticiparnos y prepararnos para las etapas que vienen en esta pandemia y permitirá dar mayor seguridad a nuestras hospitales y todos los sitios de atención de salud; proteger la cadena logística y traslado de insumos médicos; facilitar el cuidado y traslado de pacientes, personal médico y la evaluación de personas; resguardar el cumplimiento de las cuarentenas y medidas de aislamiento social; garantizar la cadena de producción y distribución para asegurar el normal abastecimiento de la población y proteger y resguardar mejor nuestras fronteras”.

“Las facultades que permite este estado de catástrofe y las medidas específicas que correspondan, se adoptarán en forma progresiva, según la evolución de este virus y se informarán oportunamente a toda nuestra población”, añadió el Mandatario.

Las medidas que el Presidente decida adoptar en el marco del estado de catástrofe deben ser informadas al Congreso. Asimismo, este último puede dejar sin efectos la declaración del estado de catástrofe en el caso de que estime que la situación de riesgo cesó.

/psg