En la cuenta verificada de Twitter de Marcelo Díaz, apareció anoche un largo mensaje que no ha dejado de llamar la atención. Una carta firmada por el volante de Racing de Avellaneda, acompañada con el mensaje: “Me gusta pensar y escribir. Les comparto MI VERDAD, cada uno tiene la suya. Buenas noches!”. En el texto se despliega una teoría sobre la crisis que vive el planeta por causa del coronavirus, que habla de manipulación, poder y mentiras del sistema para controlar a la humanidad.

“Amigos míos, para ustedes que me conocen bastante y saben que soy un loco de mierda, que a veces tiene estados de lucidez les vengo a decir que me aburrí y aquí viene MI VERDAD”, comienza diciendo el texto.

“No puedo llegar a entender que mi vida no me pertenezca en lo más mínimo, que mi vida sea controlada por terceros y directamente por un virus que ataca a nivel mundial, que deba permanecer en casa como un esclavo dejando de hacer lo que me apetece, que deba quedarme en casa para no ser contagiado y a la vez no contagiar a los demás. ¿En qué mundo creen ustedes que estamos viviendo?. Yo no me creo posible que un murciélago y una serpiente tenían tantos deseos sexuales que decidieron incursionar para crear un virus en ataque a la humanidad, no creo que los mismos actores estén queriendo tener relaciones sexuales otra vez para experimentar el antídoto que nos pueda curar del virus”, prosigue la carta.

“Tampoco creo que Dios haya creado el virus y lo haya mandado a la tierra para matar a los ancianos y mantenernos encerrados en nuestras casas en estado de pánico. Es más, tampoco creo que el diablo haya creado el virus. Ustedes creen que todos los animales y seres vivos que habitan la tierra también van a ser contagiados y van a morir si no mantienen cuarentena en sus respectivos lugares? ¡No creo!”, continúa la misiva.

Lo que sí creo y esta es mi VERDAD y VERSIÓN, es que nos están queriendo controlar, manipular y mantener en un estado totalmente aislado a la realidad sin tener el método para enfrentar el virus. Creo que así como crearon el virus, están creando o capaz que ya esté creado el antídoto de sanación, que coincidentemente costará dinero para adquirirlo y les aseguro que no será gratis, mismo dinero que estamos perdiendo o dejando de ganar en estos momentos por no poder salir de nuestras casas, para obtener una pastilla o una inyección que nos va a curar por obra del espíritu santo. Ojo, no hablo de dinero, sí de PODER”, apunta el mensaje.

“Yo no me la creo y por eso estoy en contra del sistema, de todos los sistemas. Solamente debemos actuar bien y dejar de dañarnos a nosotros mismos y a la vez dejar de dañar al hermoso mundo donde vivimos. Los humanos somos los únicos responsables de todas las catástrofes”, cierra la carta.