Pese a los efectos del Covid-19 en las economías mundiales, en abril los multifondos de pensiones han resistido en positivo, según el boletín elaborado por Ciedess, en base a los datos de la Superintendencia de Pensiones.

En lo que va del mes (con valores cuota hasta el día 26), se observan resultados positivos para toda la cartera. Los fondos más riesgosos, Tipo A y B, registran alzas de 7% y 6,38% respectivamente, mientras que el fondo de riesgo moderado, Tipo C, anota una variación de 6,20%.

Por su parte, los fondos más conservadores obtienen ganancias de 5,57% el Tipo D y 3,99% para el Tipo E.

De acuerdo a Ciedess, estos resultados serían los mejores registrados desde la creación de los multifondos en el caso de los fondos C, D y E, mientras que para el fondo B sería el segundo resultado más alto (luego de los dos meses de repunte posterior a la crisis subprime, cuando en abril y mayo de 2009 este fondo registró ganancias de 6,47% y 6,25% respectivamente).

Rebote en las bolsas

El resultado mensual de los Tipos A, B y C se explica mayormente por el retorno de la inversión en instrumentos de renta variable, tanto a nivel nacional como internacional.

Si bien las inversiones siguen estando fuertemente influenciadas por el avance del coronavirus a nivel mundial, este mes –a diferencia del mes de marzo, cuando se registraron caídas históricas– se observa un repunte gracias al efecto rebote de ciertos mercados, la aplicación de políticas fiscales para contener la crisis y la desaceleración en la cantidad de contagiados.

Asimismo, en abril el índice mundial (MSCI World Index) registra un alza de 7,28%, mientras que los índices Dow Jones y S&P 500 obtienen resultados positivos de 8,48% y 9,76% respectivamente.

A su vez, los índices de Europa (MSCI Europe) y Asia (MSCI EM Asia) muestran ganancias de 1,22% y 4,28% respectivamente, mientras que el índice de Mercados Emergentes (MSCI EM) presenta una variación de 3,63%.

Por otra parte, la inversión en el extranjero se vio beneficiada por el aumento de 1,49% del dólar, impactando a los fondos más riesgosos.

Además, en el plano local, el Ipsa registra un incremento nominal de 5,51%, explicado principalmente por el resultado de acciones pertenecientes a los sectores servicios y eléctrico.

Fondos menos riesgosos
En cambio, la rentabilidad de los fondos más conservadores –Tipo D y E– se explica principalmente por los resultados de las inversiones en títulos de deuda local, así como el desempeño de los instrumentos de renta fija extranjeros.

Al respecto, se observó un descenso en las tasas de interés de los instrumentos de renta fija nacional, impactando positivamente a los fondos conservadores a través de las ganancias de capital.

Esto se da luego de que el Banco Central bajara la tasa a su mínimo histórico (al igual que en la crisis subprime), proyectándose que se mantendrá en estos niveles en el mediano plazo.

Año 2020

Sin embargo en lo que va de 2020, enero a abril, se aprecian resultados negativos para todos los multifondos.

Los fondos más riesgosos, Tipos A y B, registran caídas de 11,21% y 8,75% respectivamente, mientras que el fondo de riesgo moderado, Tipo C, presenta una baja de 6,17%.

Por su parte, los fondos más conservadores obtienen resultados negativos de 4,60% para el Tipo D y de 1,02% para el Tipo E.

Considerando los resultados de rentabilidad para el período enero-abril de cada año, los de 2020 corresponden al peor comienzo de año para todos los multifondos desde sus orígenes.

Por su parte, en los últimos 12 meses se aprecian resultados mixtos para los multifondos. Los fondos más riesgosos, Tipos A y B, registran pérdidas de 2,99% y 1,73% respectivamente, mientras que el fondo de riesgo moderado, Tipo C, presenta una variación de 1,64%.

En tanto, los fondos más conservadores obtienen ganancias de 2,36% para el Tipo D y de 3,79% para el Tipo E.

/psg