El alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, dijo que el mensaje del Gobierno respecto de cómo la gente debe actuar frente a la pandemia no ha sido “todo lo claro que hubiéramos querido” y que, en algunos casos, ha generado “confusión” en la ciudadanía.

“Todo mensaje es perfectible, tenemos que ser súper claros al momento de comunicar, porque finalmente la ciudadanía se pesca de eso”, dijo el edil.

Comentó que “al principio, se decía que las mascarillas no eran útiles, entonces yo iba a la feria a repartir mascarillas y me decían ‘pero para qué reparte, si no sirven para nada’; después que sí… Yo creo que, efectivamente, el mensaje no fue todo lo claro que hubiéramos querido, y generó confusión”.

No obstante, dijo que “ahora, viendo los últimos números de contagiados, que han aumentado exponencialmente, yo creo que tenemos que ser súper restrictivos y que la ciudadanía tiene que entender que de la pandemia salimos todos juntos”.

“Así que no podemos estar exponiéndonos, no podemos tomarnos el cafecito ni menos la cerveza con los amigos, al menos en la comuna de Santiago, para lograr salir (de la crisis)”, sostuvo el alcalde.

Esto aludiendo a la controvertida frase de la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, quien dijo hace algunas semanas que “uno se podría juntar a tomar un café con 4 ó 5 amigos”, para referirse a la “nueva normalidad” de la que comenzó a hablar el Gobierno.

/psg