La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) valoró el programa ideado por el Gobierno de Chile que entregará canastas de alimentación a las familias más vulnerables como medida de ayuda ante la crisis provocada por el Covid-19.

A través de un comunicado, FAO hizo un llamado a todos los actores públicos y privados a tomar medidas urgentes por la seguridad alimentaria -el acceso físico, económico y regular, a suficientes alimentos nutritivos- de toda la población chilena, a través de asistencia alimentaria de emergencia.

Esto, considerando que la tasa de desempleo se encuentra en la cifra más alta desde la última recesión económica y supera el 8% para el último trimestre disponible según datos del INE.

Así, FAO instó a los países a asegurar las necesidades alimentarias de sus poblaciones, sobre todo de las más vulnerables, valorando la campaña Alimentos para Chile que se materializa en la distribución de cajas, constituye un gran aporte a la seguridad alimentaria inmediata del sector más necesitado.

Además, la entidad enfatizó en que la asistencia alimentaria debe ser prioridad para poblaciones vulnerables, especialmente para trabajadores cesantes, comunidades rurales, indígenas, migrantes, personas de mayor edad, niñas y niños, considerando el impacto del crecimiento negativo en el PIB de –5% que prevé CEPAL para Chile en 2020.

FAO también agregó que la distribución de esta ayuda de emergencia debe considerar protocolos sanitarios por Covid-19 planteados por el Ministerio de Salud y las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es decir, evitar todo contacto persona a persona en la entrega y recomendar la desinfección de los paquetes o superficies recibidos y, sobre todo, mantener impecable higiene de trabajadores y ambientes en la línea de producción de las cajas.

Propuestas para una alimentación saludable

Desde la ONU también se propuso al Gobierno estimular el consumo de productos frescos como frutas y verduras a través de la “Tarjeta Verde”. Un modelo, similar a la tarjeta ticket Junaeb, que facilite la forma de pago y de cobro por parte de los feriantes, debido a que no existe dinero físico de por medio y que incluso permita el desarrollo de una aplicación para teléfonos móviles.

Otra propuesta que ven como viable y que ya funciona como piloto en la comuna de Santiago, es la iniciativa “Pedidos Sanos”, impulsada por el Sistema Elige Vivir Sano junto a PedidosYa, la cual permite, a través de una aplicación, realizar compras de frutas y verduras en ferias libres, con despacho a domicilio gratuito durante los primeros meses del convenio.

Finalmente, indicaron que otra opción, son las compras públicas a los pequeños productores, agricultores de granos, frutas y verduras y a los pescadores artesanales. Esto daría un impulso para continuar la producción en menor escala de alimentos y a su vez, fortalecería las economías locales y regionales, promoviendo también la seguridad alimentaria de la agricultura familiar campesina y la pesca artesanal.

/psg