Después de una última revisión a la baja respecto a las proyecciones para Chile, el Instituto para la Métrica y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington actualizó ayer sus estimaciones sobre muertes y casos por Covid-19 y las cifras no son buenas para nuestro país.

Según el último reporte del IHME, el 1 de octubre la cifra fallecidos por Covid-19 en Chile sería de 25.344, con rangos que van de 18.093 a 34.508. Pero esta estimación podría ser peor, ya que el modelo calculó sobre qué sucedería si se relajan las medidas sanitarias que hoy se aplican. En ese escenario, los decesos se elevarían a 56.984, con rangos que oscilan entre 39.417 y 75.583.

El informe estima, además, que el peak de decesos diarios para Chile tendría lugar el 16 de julio, con 406,9 fallecidos solo esa jornada. Respecto a la tasa de muertes totales por cada 100 mil habitantes, la Universidad de Washington calcula que alcanzará a 139,27 para el 1 de octubre.

Respecto a los contagios, el IHME sitúa el peak para el 29 de junio, con 65.186 casos diarios. Tras una marcada caída en agosto, a partir de septiembre proyecta un alza en los contagios. Así, para el 1 de octubre la cifra llegaría a 30.818.

“Varios países latinoamericanos enfrentan trayectorias explosivas, mientras que otros contienen los contagios de manera efectiva”, señaló el director del IHME, Dr. Christopher Murray, en un comunicado al que tuvo acceso La Tercera. “No puedo enfatizar demasiado el imperativo de las medidas de mitigación, como el uso de mascarillas y el distanciamiento social, especialmente porque las naciones sudamericanas se enfrentan a crecientes infecciones debido a la estacionalidad del Covid-19, un factor importante que contribuye a la transmisión del virus”, dijo.

En su primera proyección para Chile, el 12 de mayo, el IHME estimaba que nuestro país tendría 687 muertes para el 4 de agosto, con un rango de 421 a 1.417. El 25 de mayo elevó a 11.970 la cifra total de decesos, con rangos de 4.050 a 31.118. Así, la tasa de mortalidad se situó en 65,78 por cada 100 mil habitantes, el índice más alto dentro de los países de Sudamérica considerados en el estudio. Según ese pronóstico, Chile registraría 236 muertes diarias del 24 al 26 de julio.

El entonces ministro de Salud, Jaime Mañalich, restó importancia al estudio de la Universidad de Washington, indicando que publicaciones como aquellas “generan incertidumbre”. “Qué seguridad podemos darle a un estudio que navega entre el margen de error de los 3.000 a los 41 mil fallecidos, eso genera incertidumbre (…). Cómo se hace para planificar”, acotó, insistiendo que “mantenemos una letalidad estable del 1% que ha tendido a la baja”.

El 6 de junio, el IHME publicó nuevas proyecciones, con resultados que mostraron una ligera mejora para Chile. Así, para el 4 de agosto se proyectaba un total de 8.331 fallecimientos en nuestro país.

La última proyección del IHME para Chile va en la misma línea de la publicada por “Covid19-Projections”, plataforma creada por Youyang Gu, un científico de datos independiente que estudió en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT). El lunes este modelo epidemiológico proyectaba que la cifra de muertos en Chile alcanzaría a 22.173 a comienzos de octubre. Ayer, en su última actualización, la plataforma había reducido esa estimación a 17.159.

Otro modelo que pronostica el avance de la pandemia, COVID Analytics, a cargo del MIT, también ofrece proyecciones para Chile. Para el 15 de agosto, estima que la cifra total de muertos llegará a 22.129.

/gap