Esta mañana Fernando Leanes, representante de la Organización Panamericana de la Salud y de la Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) en Chile, se refirió acerca de la actual pandemia del coronavirus y las medidas que se han tomado en Chile, cuando las cifras de contagiados han igualado a las de China, país en donde comenzó la pandemia.

Al respecto, Leanes expresó que el número de casos se está acelerando en varios países, entre esos Chile, en donde “hay que ajustar al máximo las medidas individuales y colectivas” para poder detener la propagación de los contagios.

Lo que se viene viendo desde el inicio de la pandemia en Chile, expresó, es la dificultad para el aislamiento de los casos.

“En un país que ha tenido tanta capacidad para hacer testeos, el aislamiento de los casos y el cumplimiento de lo que está establecido”, expresó. “Inmediatamente hoy una persona que presenta síntomas lo primero que tiene que hacer es aislarse y una vez que tiene el diagnóstico confirmatorio mantener el aislamiento, hacer el rastreo de los contactos y la cuarentena de los contactos”.

“Sin duda ha habido una preparación muy grande en Chile para todo esto, pero fallaron cosas”, destacó.

“Falló esto como en primer lugar (el aislamiento de los casos), esto es central, y lo otro las medidas también individuales y colectivas de distanciamiento físico, de higiene respiratoria”, agregó.

El aislamiento, agrega, tiene que ser obligatorio y se tiene que cumplir.

“La mejor alternativa es que las personas aunque tengan síntomas leves, hagan la cuarentena en establecimientos de salud, hospitales o recintos sanitarios”, explicó, indicando que en Chile eso ha sido un problema por el número de casos.

“La estrategia de residencia sanitaria, en Chile y en otros países por la gran cantidad de casos y la imposibilidad a veces material de cumplirla se hace en domicilios, y eso ha generado serias dificultades para su cumplimiento”.

Estos incumplimiento, agrega, se han registrado desde el inicio de la pandemia.

“Desde que empezaron los primeros casos en Chile y en otros países de la región, se vieron como casos muy llamativos, cómo personas con diagnóstico positivo y síntomas, iban a casamientos, hacían viajes…”, expresó.

/psg