El Presidente ruso, Vladimir Putin, convocó hoy para el 1 de julio el plebiscito constitucional que le permitiría presentarse a la reelección en 2024, cuando habrá expirado su cuarto mandato presidencial.

“Organizaremos la votación nacional rusa sobre la adopción de las revisiones de la Constitución el 1 de julio”, dijo Putin, tras una reunión en videoconferencia sobre este referéndum, previsto inicialmente en abril y postergado debido a la pandemia del nuevo coronavirus.

El Mandatario calificó de “impecable” la fecha, tanto desde el punto de vista jurídico como sanitario, lo que fue corroborado por las autoridades sanitarias durante una teleconferencia emitida en directo por la televisión.

Aunque Rusia es el tercer país del mundo en casos de la covid-19 con 414.878, además de 4.855 muertos, el Presidente destacó que la situación epidémica en el país ha mejorado sustancialmente y consideró que 30 días es suficiente para que el país tome las medidas necesarias para garantizar la seguridad de los votantes.

“No sólo en lo que se refiere a la votación, sino a la vida en general, en el puesto de trabajo, en el transporte y demás. Por eso, necesitamos esos 30 días”, subrayó.

Putin, de 67 años y en el poder desde 2000, mencionó también el 24 de junio, pero la descartó al coincidir con la fecha elegida para celebrar la parada militar con ocasión del 75 aniversario de la victoria sobre la Alemania nazi, que debía haber tenido lugar el 9 de mayo pasado.

El jefe del Kremlin, que se vio obligado a cancelar la consulta prevista para el 22 de abril debido a la pandemia del coronavirus, solicitó en directo a la jefa sanitaria rusa, Anna Popova, su opinión sobre la convocatoria de la consulta en una teleconferencia claramente escenificada.

/psg