El ministro de Salud, Jaime Mañalich, anunció que se modificará la forma en que se realizan los exámenes PCR en la atención primaria desde la próxima semana, y de forma progresiva. Estos se harán tomando las muestras a través de la saliva de los posibles contagiados con covid-19.

El secretario de Estado explicó que esta modalidad es más eficiente y eficaz, ya que además de evitar la exposición del personal de salud ayudando a disminuir su contagio, se podrá aumentar la capacidad de testeo en los consultorios, permitiendo que se aplique de forma más rápida a un grupo mayor de personas.

Mañalich indicó que se espera que desde finales de este mes esta modalidad “sea la norma general de testeo” y así se lo encargó a la subsecretaria de Salud, Paula Daza. Todo esto con el fin de terminar con las filas que se han producidos en algunos centros de salud de personas esperando su turno para ser examinadas.

“Sabemos ya que la saliva produce una información incluso más sensible que el hisopado bronquial, meter una sonda o un algodón en el árbol bronquial”, aseguró diciendo que la nueva metodología está validada por el comité de expertos.

Y agregó que “esto tiene más seguridad para el personal, produce más eficiencia porque las personas en la práctica se autoadministrarán la toma del examen en un frasco que se maneja con todas las providencias, con todas las seguridades del caso y de esta manera masificar y facilitar y arriesgar menos al personal en la atención masiva, en la atención primaria de salud”.

Ejemplo práctico

El ministro explicó entonces cómo será le procedimiento de aplicación de esta nueva forma de tomar los exámenes al interior de los centros de atención primaria.

“Hoy día llega una persona, toma hora en un consultorio para tomarse una muestra porque tiene sospecha, porque fue contacto estrecho, en fin. Queremos que en primer lugar se habiliten, durante la próxima semana, locales, salas de espera, salas especiales donde las personas entren y se autotomen el test”, indicó.

Luego, según relató el ministro, el profesional encargado les dirá “‘aquí está su frasco para la muestra'” y explicó que ese paciente estará junto a otras veinte, sentadas con la separación correcta, siendo atendida por el mismo funcionario.

Ya no será “un funcionario que tiene que hacer una muestra y demorarse. Sino que siéntense por favor separados, 20 personas, ‘aquí están las muestras por favor llénenlas’ y -ustedes me perdonan el lenguaje-, ‘llénenla de secreciones de saliva hasta un tercio del frasco, ciérrenla’. La persona que recibe está con guantes y las etiqueta”.

“Esto -continuó Mañalich- estamos seguros, es así, va a acelerar enormemente la velocidad de toma de exámenes y es el motivo fundamental por el cual queremos pasar a esta nueva modalidad de tomas de exámenes PCR”.

El ministro recalcó respecto al personal de salud de atención primaria que “esperamos aumente su participación en esta fase de diagnóstico, fase que tiene que prolongarse incluso después de los periodos de cuarentena para mantener esta enfermedad bajo vigilancia por muchos muchos meses más”.

/psg