La estadística inicial, reportada el pasado lunes por el Registro Civil, indicaba que la Región Metropolitana en mayo había tenido 4.873 muertes, un 29% más que el mismo mes del año pasado y la mayor cifra a lo menos en una década según su propio registro, en plena pandemia del coronavirus.

Pero dicho conteo ha ido sufriendo ajustes con el paso de los días. Este viernes, el sitio web de estadísticas de la institución reveló un número aún mayor: 5.302 fallecidos inscritos para la capital entre el 1 y el 31 de mayo, 40,3% más que en 2019, con un aumento de 1.523 decesos entre ambos años.

Las inscripciones añadidas se concentran en las comunas de San Miguel (87), Independencia (68), Cerro Navia (38), Santiago (29), Las Condes (24), Ñuñoa (30), Conchalí (19), Recoleta (19), La Florida (18) y Peñalolén (15). Dichas comunas comparten en general el patrón de tener en sus territorios hospitales o cementerios, algo importante de considerar ya que la inscripción no implica que el fallecido haya tenido su residencia en esa comuna.

Cifra nacional

La modificación parece corresponder a procesos usuales del Registro Civil. De hecho, la propia entidad recalca al ingresar a su portal estadístico que “la institución elabora esta información en base a las actuaciones que le son propias y que se encuentran registradas en una fecha y hora determinada, sin embargo, éstas son variables, ya que pueden ser objeto de rectificaciones”.

Con dicha corrección, Santiago quedó al borde de tener a la mitad de las muertes del país en el mes que recién pasó, ya que equivale al 48,98% de los decesos. En total, el mismo sitio indica que se registraron a lo largo de Chile 10.825 fallecimientos.

/psg