El ministro de Desarrollo Social, Cristián Monckeberg, indicó que, en medio de las tratativas por un acuerdo nacional, existe consenso de que el ingreso familiar de emergencia deje de entregarse de forma decreciente, se aumente el número de beneficiados y la cantidad de recursos que contempla.

Monckeberg indicó que hay un “esfuerzo que se está haciendo en este acuerdo con la oposición para potenciar de mejor manera el ingreso familiar de emergencia, que hoy cubre ciertas necesidades, evidentemente es de emergencia. Y yo creo que tenemos que buscar una fórmula, creo que hay un buen consenso en ese sentido, de que tiene que ser más potenciado”.

“No puedo decir en tener la última palabra en esto, pero hay consenso en que se termine lo decreciente, hay consenso en aumentar el número de personas beneficiadas en lo posible y hay consenso también en (aumentar) la cantidad de recursos que se van a entregar. Finalmente, es un ingreso familiar de emergencia que llegue a más personas, que no sea decreciente y que tenga más cantidad de recursos por familia”, sostuvo.

Consultado respecto a los montos a los que se podría llegar, el ministro explicó que “decir hoy un número exacto podría traer errores y por eso no quiero especular (…) hay algunos que están planteando la línea de la extrema pobreza, por ejemplo, que es $114 mil pesos, saltar de $65 mil a $114 mil por persona en el grupo. Otros están planteando saltar de $65mil a $80 mil a $90 mil, aproximadamente por persona, es decir, superar los $300 por familia en un grupo familiar de 4 personas”.

“Estamos haciendo todos los esfuerzo técnicos (…) aquí no hay desidia, no hay dejar que las cosas ocurran y lo que yo he visto en los equipos de trabajo un permanente esfuerzo por tratar de acelerar al máximo la entrega de recursos”, aseguró.

Con ello, recordó que “algunos economistas han dicho US$8 mil millones de dólares otros US$12 mil millones, en eso hay que ser práctico, dentro de los ajustes y equilibrios fiscales todo lo que sea necesario para ir en ayuda de las familias hoy, si no es ahora cuándo”.

Mesa de Protección Social

“Eso es lo que estamos avanzando y conversando con la oposición también para que este acuerdo fluya y fluya rápido. Yo veo buena disposición, tengo que ser honesto, veo buena disposición en los parlamentarios y economistas de oposición, y un trabajo serio y honesto y muy contundente que va a empezar a dar resultados”, precisó.

El secretario de Estado además indicó que se están evaluando otros mecanismos para ir en ayuda de las familias, así como una nueva etapa de entregar de cajas de alimentos.

Junto a esto, anunció que “una de las acciones que vamos a impulsar desde el Ministerio de Desarrollo Social es una Mesa de Protección Social, no ponernos a pensar qué hacer o no hacer, sino que de seguimiento ejecutivo de un esfuerzo público-privado, de los esfuerzos que se están haciendo para llegar con esta Red de Protección Social a diferentes familias”.

“Hay un montón de materias que vamos a convocar a un grupo transversal, público-privado que monitoree la Red de Protección Social del Gobierno, del Estado y al mismo tiempo canalice y coordine de buena manera el esfuerzo privado que se está haciendo en esta materia”, apuntó.

/psg