Además este año los amantes de la astronomía podrán disfrutar de varias lluvias de meteoros de gran alcance.

En 2017 podremos observar dos eclipses solares y el retorno del Encke, un comenta que según los científicos podría ser el origen del meteorito de Tunguska, informa TASS.

De acuerdo con la agencia, el primer eclipse solar anular ocurrirá el 26 de febrero desde las 12:10 GMT hasta las 17:26 GMT y podrá ser observado en el sur de África, el Atlántico Sur y la Antártida. El eclipse lunar paralelo a este fenómeno celeste, por su parte, empezará el 11 de febrero a las 22:32 GMT y se verá desde casi todo el territorio de Eurasia, África, Madagascar, el océano Índico y el Antártico.

El segundo eclipse solar tendrá lugar el 21 de agosto. Su fase llena la podrán observar los habitantes de EE.UU., desde la costa pacífica hasta el norte de Florida. “La fase parcial se podrá observar en América del Norte, América Central y el norte de Sudamérica; el eclipse apenas se verá desde el Reino Unido”, dijo a TASS el secretario de prensa del Instituto de Astronomía Aplicada de la Academia Rusa de Ciencias, Nikolái Zheleznov.

El eclipse lunar tendrá lugar el día 7 de agosto y se podrá observar en Eurasia, África, Madagascar, Australia y la Antártida desde las 15:48 GMT hasta las 20:52 GMT.

Los astrónomos también pronostican que en febrero en el cielo nocturno se podrá ver a simple vista el cometa Encke, del que, según los científicos, procedía el meteorito de Tunguska. Al acercarse al Sol el cometa se calienta y comienza a derretirse, lo que aumenta el brillo de su cola.

Además, el secretario de prensa de la institución ha anunciado que otra buena noticia para los amantes de la astronomía es que este año podrán disfrutar de varias lluvias de meteoros de gran alcance.

/psg