Tras las medidas anunciadas ayer por el gobierno para ir en apoyo de la clase media, las que incluyen la entrega de un crédito blando, la postergación de créditos hipotecarios, el aumento de los subsidios para arriendo y la ampliación del Crédito con Aval del Estado (CAE), las cifras de Cuentas Nacionales dadas a conocer este lunes por el Banco Central ratificaron que los hogares chilenos enfrentan la crisis con niveles de endeudamiento récord.

De acuerdo al informe, la deuda del total de los hogares, calculada como porcentaje del ingreso disponible se mantuvo en niveles máximos históricos y, se subió a 75,4%.

La cifra representó un incremento de 0,5 puntos porcentuales por sobre lo registrado al cierre del trimestre anterior, equivalente a 50,3% del PIB, y fue explicada por el aumento de préstamos bancarios hipotecarios.

El insituto emisor, precisó que dicho indicador no debe interpretarse como carga financiera o pagos realizados por concepto de deuda.

En cuanto a su balance, los hogares registraron un deterioro de su riqueza financiera neta, medida como porcentaje del ingreso disponible, por el menor stock de los fondos de pensiones, acorde con el rendimiento negativo de las bolsas locales y externas en el periodo.

Ya en su Informe de Estabilidad Financiera, utilizando como indicador la deuda de los hogares como porcentaje del PIB, el Banco Central había advertido sobre el nivel de endeudamiento récord de los chilenos, en un escenario en que el principal riesgo es el empeoramiento de las condiciones del mercado laboral.

/psg