El pasado miércoles 3 de abril presencié con  impotencia el triste momento en que mi hermano subía a un vehículo de Gendarmería, esposado y con un faldón amarillo que tenía escrita la palabra “IMPUTADO”, para ser conducido al penal de Colina, a cumplir una pena de 10 años de cárcel. Lo anterior por el sólo hecho de cumplir legal y moralmente como modesto subteniente, con su solemne juramento de cumplir las órdenes de su superior y por sobre todo, consciente de que era en defensa de su Patria.
Lo sucedido a mi hermano, como también a muchos uniformados víctimas de los ” DD.HH. con fines de lucro”, me hacen recordar en parte la cita que dice :  “Los Ejércitos que pierden la guerra o el poder, también pierden el derecho a la Justicia; adecuándose la Jurisprudencia a los intereses de los vencedores”.
Esta famosa cita, sólo se cumple en parte, ya que los vencedores para los cuales se ha adecuado la Jurisprudencia , no fue precisamente en bien del pueblo chileno indefenso como el que representa la ” Señora Juanita”, sino que ha sido adecuada conforme a los altos intereses  del Partido Comunista y de todos los movimientos terroristas  que durante el Gobierno de Allende quisieron imponernos por las armas una cruel dictadura comunista y que actuaron y operaron despiadadamente violando los Derechos Humanos  hasta el primer Gobierno del Presidente Aylwin.
A todos los ciudadanos que no creen esta verdad, les sugiero escuchar y leer , entre muchos testimonios de otros patriotas, el testimonio del  Presidente Patricio  Aylwin respecto al Ejército paralelo, formado por extremistas, que operó desde el Gobierno de Allende hasta su Gobierno, culminando su accionar terrorista, con el cruel asesinato del Senador Jaime Guzmán (Un ajusticiamiento que reconoce públicamente en el programa de televisión “Mentiras Verdaderas”,un miembro del Frente Terroristas Manuel Rodriguez).
Finalmente en honor a la verdad y a la justicia, quiero agregar  a la famosa frase  de ” El Nunca Más”, la que realmente corresponde en el día de hoy: ” Hasta Cuándo”.
Dr. Jaime Manuel Ojeda Torrent, PhD. Universidad Libre de Bruselas
/gap