El registro de los casos diarios de coronavirus se acerca a los niveles de abril pasado en Francia, Alemania y el Reino Unido, lo que preocupa a las autoridades sanitarias y políticas de Europa, que ya anunciaron un regreso a las restricciones.

El sábado, las autoridades francesas informaron de 13.498 nuevos casos de coronavirus detectados en las últimas 24 horas, en la que se convierte en la tercera jornada consecutiva de récord histórico desde el inicio de la pandemia.

El boletín de este sábado recoge así de un total de 442.194 casos detectados y 26 muertes en 24 horas, para sumar un total de 31.274 decesos. El récord de fallecidos son los 1.437 muertos del 15 de abril.

Además, el Ministerio de Sanidad informó de 3.853 hospitalizaciones en los últimos siete días, 593 de las cuales corresponden a pacientes en unidades de cuidados intensivos.

Las autoridades sanitarias de Alemania 2.297 nuevos casos de coronavirus el sábado, lo que sitúa en 270.070 los contagios desde que comenzó la pandemia, según el último balance del Instituto Robert Koch (RKI), ente gubernamental encargado del control de enfermedades infecciosas.

Así, la cifra de fallecidos desde el pasado mes de marzo ha ascendido a 9.384, seis más que el día anterior, si bien cerca de 240.000 pacientes habrían logrado superar la enfermedad provocada por el virus.

La mayoría de los contagios se registraron en los estados de Renania del Norte-Westfalia, donde se han constatado por el momento 64.692 contagios, Baviera, con 64.395, y Baden-Wurtemberg, con 46.779.

Alemania alcanzó el pico de contagios en el marco de la pandemia entre finales de marzo y principios de abril, con más de 6.000 casos diarios, tras lo cual la cifra cayó para volver a aumentar en julio. Desde el pasado mes de agosto han llegado a superarse los 2.000 casos diarios.

Las autoridades germanas, con todo, aseguran que tienen la situación “bajo control”: “Nuestro sistema sanitario puede afrontar esta situación”, apuntó, a través de su cuenta en twitter, el ministro de Sanidad, Jens Spahn. Aunque no se contemplan restricciones a la vida pública y económica como ocurrió entre marzo y abril, sí se piensa en la adopción de medidas puntuales, de ámbito regional o local.

Las autoridades británicas, por su parte, informaron este sábado de 4.422 nuevos casos de coronavirus, una cifra superior a los casos diarios de los últimos cuatro meses. En total se ha informado de 390.358 casos desde que comenzó la pandemia.

Además, este sábado se contabilizaron 27 nuevas muertes, con lo que el total asciende a 41.759 fallecidos. Hay 1.081 pacientes hospitalizados, 138 de ellos conectados a respiradores.

De los nuevos casos, 3.638 corresponden a Inglaterra, 350 a Escocia, 222 a Irlanda del Norte y 212 a Gales.

El incremento significativo de nuevos casos se conoce después de que el primer ministro británico, Boris Johnson, admitiera ayer que el país se enfrenta a la llegada de una “segunda ola” de COVID-19, un escenario que consideró “inevitable” a raíz de cómo ha evolucionado el virus en otros países europeos, como Francia o España.

Además, la Asociación Médica Británica (BMA) urgía recientemente al Ejecutivo tory a introducir medidas de restricción más severas en Inglaterra a fin de aplanar la curva de nuevos contagiados y evitar otro confinamiento nacional.

/psg