Luego que la Corte Suprema de Reino Unido dictaminara que un grupo de exconductores de Uber Technologies Inc. tiene derecho a un salario mínimo y otros beneficios mientras trabajaba para la empresa, la compañía aclaró que dicha resolución sólo aplica para este país y no es extensiva a la situación en Chile.

“A diferencia de Chile, en el Reino Unido el trabajo se puede clasificar en tres categorías: empleo (empleados), trabajo (trabajadores) y proveedor de servicios independientes (autónomo). Por tanto, en el Reino Unido, ser trabajador no equivale a ser empleado”, dijo la empresa.

Grupo reducido

En este sentido enfatizó que “el veredicto de hoy de la Corte Suprema dictamina que un grupo reducido de conductores que utilizó la aplicación de Uber en 2016 debe clasificarse como trabajadores, categoría que sólo aplica en el Reino Unido”.

La compañía indicó que la decisión únicamente se centra en los socios conductores que fueron parte del litigio y no abarca a todos los que usan la aplicación.

/