Hasta anoche se realizaban en el Congreso Nacional los últimos preparativos para lo que será la última Cuenta Pública de la Presidenta Michelle Bachelet, primera cuenta que se realiza en un mes de junio desde 1925.

Aunque los trabajos técnicos para que este importante acto republicano salga impecable comenzaron en enero, esta semana se han estado verificando las invitaciones, las instalaciones, los elementos de transmisión y los diversos componentes del Gran Salón del Congreso Nacional. 

Para este jueves 1 de junio se espera la asistencia de las más altas autoridades del país: ministros de Estado, del Poder Judicial, representantes de las Fuerzas Armadas, los parlamentarios que constituyen el Congreso Pleno, ex presidentes, candidatos presidenciales y autoridades religiosas.

Como asegura el comunicado emitido por la Cámara de Diputados, se han cursado 900 invitaciones, por cual los preparativos en seguridad tanto interna como externa son fundamentales. En razón de ello, se espera la presencia de 400 efectivos policiales entre los cuales se cuentan los de la Guardia del Congreso, de Operaciones Especiales y del Gope.

/gap